INTERNACIONAL
21/05/2019 17:53 CEST | Actualizado 21/05/2019 19:27 CEST

May abre la posibilidad de votar un segundo referéndum si el Parlamento aprueba su plan de Brexit

“Este Brexit no es el punto final en una futura relación con UE”, ha explicado al presentar ante los medios su "último plan" para lograr el acuerdo

REUTERS

La primera ministra de Reino Unido, Theresa May, ha comparecido este martes por la tarde para defender su nuevo plan con el que pretende conseguir un acuerdo de retirada de la Unión Europea en el Parlamento británico.

Se trata de un nuevo texto “que detallará próximamente”, previo a su votación en la primera semana de junio, y del que ha adelantado algunas líneas maestras, resumidas en 10 puntos. Entre las principales, destaca la posibilidad de que se vote la convocatoria de un segundo referéndum sobre el Brexit, algo que ha dejado en manos de la propia Cámara de los Comunes.

En su discurso, May ha defendido una unión aduanera temporal con la Unión Europea a la par que ha descartado que sea el momento idóneo para unas elecciones generales. La primera ministra ha incidido mucho sobre dos puntos: los derechos laborales y la protección medioambiental. En relación a ambos ha insistido en que estarán “no peor” que dentro de la UE.

“Este Brexit no es el punto final en una futura relación con UE”, ha señalado. “Los diputados podrán votar sobre la posibilidad de entrar en una unión aduanera temporal tras el Brexit”, punto de fricción con el Partido Laborista. May necesita su apoyo a pesar de que su líder, Jeremy Corbyn, dio por finalizadas las conversaciones previas sin acuerdo de ningún tipo.

Responsabilidad al Parlamento

La líder conservadora ha sido más contundente al señalar que “es la última oportunidad” para lograr el acuerdo -tras tres negativas del Parlamento británico, las cuales ha detallado- y ha lanzado varios mensajes delegando responsabilidad en la Cámara. “No es responsabilidad mía sacar adelante este plan, sino de todo el Parlamento”.

“Hay un gran futuro para Reino Unido, pero no lo tendremos si la política sigue encallada en un debate sin final sobre el Brexit”. “Recibimos una clara instrucción de la gente que representamos; ahora dejadme encontrar el modo de respetar y cumplir esa instrucción recibida”, ha puntualizado para hacer un llamamiento al voto favorable a su último plan. “Yo ya he hecho concesiones. Ahora les pido que ustedes [los parlamentarios] también las hagan”.


A respuesta de una periodista no ha querido añadir nada nuevo sobre la carrera por la sucesión que se abre detrás de ella. De buen humor -como en toda la explicación- ha bromeado: “Buen intento, pero no diré nada”. 

Ahora, May tiene que llamar a las puertas de su formación y de la oposición. A unos y otros ha ido lanzando reclamos para contentar ambos postulados.

Con ese objetivo, May ha sido contundente: “El mayor problema actual de Reino Unido es su política, y este acuerdo puede arreglarlo. El Gobierno tendrá la obligación legal de encontrar alternativas al backstop [NDR: una solución temporal para evitar una frontera “dura” entre las dos Irlandas] antes de 2020. Así, esta medida nunca se utilizaría”.

Yo ya he hecho concesiones. Ahora les pido que ustedes [los parlamentarios] también las hagan


Las primeras reacciones han llegado desde sus propias filas y son contrarias a sus propuestas. El diputado conservador Simon Clarke, ya ha adelantado su rechazo al plan al señalar que “apoyé a la primera ministra cuando intentó que saliéramos el 29 de marzo -tercera votación-, pero este discurso significa que de ningún modo apoyaré la oferta de acuerdo de retirada”.

Otro conservador, Zac Goldsmith ha ido más allá: “No puedo apoyar este complejo desastre. Que nos lleve hacia un referéndum amañado entre su acuerdo y que no haya Brexit es simplemente grotesco”.

La primera ministra escocesa, Nicola Sturgeon, también ha confirmado el “no” de su formación, el SNP, a la oferta de May: “Si los diputados votan en contra del proyecto de ley, votarán para detener el Brexit. Eso es lo que hará el SNP porque Escocia no votó por el Brexit”, ha indicado, recordando el resultado del referéndum en Escocia donde el 62 % de los escoceses optó por la permanecer en la UE.

Photo gallery Protestas ante la votación del Brexit en el Parlamento de Londres See Gallery

 

 

EL HUFFPOST PARA CORREOS