Estos son los mensajes que te está transmitiendo tu perro cada vez que te da con la pata

El contexto y los otros movimientos son determinantes para saber interpretarlos.

Cada vez que un perro pone la pata encima a su dueño está tratando de decirle algo. Siempre hay un mensaje detrás de este gesto tan habitual en las mascotas, lo que ocurre es que no siempre es el mismo.

La educadora canina Rebecca Forrest lo explica en un artículo publicado recientemente en The Dog Clinic, donde enumera posibles interpretaciones. Para saber cuál es la correcta hay que valorar el momento.

“Los perros usan sus patas para comunicarse”, escribe la autora del texto, para la que, tras años de evolución en convivencia estrecha con los humanos, “los canes tienen una capacidad extraordinaria para comunicarse con nosotros”.

Lo importante es estar atento a las otras manifestaciones del perro. “Asegúrate de verificar los signos vitales y de detectar cualquier cambio notable en el comportamiento de tus mascotas”, recomiendan desde jenlovespets. “Tu perro podría sentirse inseguro y buscar tu atención. O también podría estar tratando de comunicar que tiene hambre. ¿Cómo saber lo que realmente está tratando de decir? Todo depende de la perspectiva”, añaden.

En esta web suman uno más a la lista de cuatro mensajes que enumera la educadora canina en The Dog Clinic y explican también cómo identificar cada uno de ellos. Estas son las claves.

″¡Quiero atención!”

‘Quiero que me hagas caso’, dicen muchas veces los perros cuando le ponen la pata encima a su dueños. “Los hemos criado para que dependan de nosotros para todo, incluida la diversión y la interacción social, por lo que no se avergüenzan al hacernos saber que se sienten abandonados”, explica Forrest, que asegura que esta circunstancia se da especialmente en dueños que están todo el día fuera u ocupados.

“Me está pidiendo que juegue y me recuerda amablemente ’¡hey, estoy aquí y también tengo necesidades!”, escribe la autora, para la que la probablemente el dueño es culpable de estas demanda de atención. Si se la dio en un pasado, es normal que la reclame ahora.

″¡Quiero comida!”

“Siempre sorprende a los dueños de perros cómo éstos parecen saber que ha llegado la hora de la comida”, escribe Forrest al apuntar que muchas veces tras este gesto hay un claro ‘dame de comer’. “Comprueba el reloj la próxima vez que tu perro le dé con la pata y mira si se está avisando de la la cena”, señala.

Forrest recomienda mirar la hora porque hay perros que quieren comer todo el tiempo y tampoco se puede “responder a los continuos golpes si están relacionados con la comida”. “Si dejas a los perros decidir cuándo comer, podrías sobrealimentarlo y eso generaría sobrepeso y problemas de salud”.

″¡Me siento inseguro!”

Una pata levantada también puede ser señal de estrés. Hay que fijarse en los gestos que acompañan este movimiento. ”¿Muestra otros signos de ansiedad como relamerse los labios, bostezar y orejas planas? Si es así, puede sentirse inseguro”, explica la cuidadora.

Este tipo de comportamiento puede seguir a una discusión dentro de casa o a un momento de pérdida de paciencia por parte del dueño. “Lo mejor que puede hacer si está preocupado es mantener una actitud positiva y tratar de distraerlo de lo que está pensando. Una excelente manera de hacer esto es jugar con un juguete o cambiar el entorno”, recomienda

“Te quiero”

Los perros también dicen te quiero y, según varios estudios, lo canes como los humanos liberan oxitocina (la llamada hormona de la felicidad) con el contacto físico, en su caso las caricias.

“Si tu perro te pone la pata, puede ser su forma de decir te amo. Acariciamos a nuestros perros para mostrar nuestro amor y afecto. Resulta que ellos hacen lo mismo”, apunta el artículo jenlovespets. “Al ponerte la pata mientras lo acaricias, está expandiendo el contacto y el afecto recíproco hacia ti”.

“Sigue”

Es muy habitual y muy fácil de interpretar. Cuando uno deja de acariciar a su perro, éste suele responder colocando la pata encima. Quiere decir ‘sigue’.

“Ponerte la pata sobre ti es una señal de afecto, cercanía y confianza. Esta es su forma de crear un vínculo especial contigo. También puede indicar que me gusta eso, no te detengas, especialmente si lo has estado acariciando durante varios minutos, y te paras. ¡Te está diciendo más, por favor!”, explican desde jenlovespets.

NO quiere “Ser tu jefe”

Hay quien todavía cree que cuando un perro pone la pata encima de su dueño lo que está haciendo es tratar de dominarlo. Ser el líder.

Forrest asegura que esa es una idea totalmente desactualizada, aunque hay mucha gente que aún lo cree. Entre ellos hay entrenadores caninos, que justifican así el uso de técnicas aversivas de adiestramiento basadas en el castigo o la fuerza para “mostrar al perro quién es el jefe”, como tumbar y mantener al perro boca arriba (alfa-roll) o de lado (dominance down).

Esta idea está fundamentada en el pasado. “Al ser una evolución de los lobos, algunos suponen que todo el comportamiento y la comunicación son los mismos”, escribe la autora, para la que no se puede saber cuál es en realidad el comportamiento real de los lobos ya que los estudios son siempre en animales en cautiverio.

Alimentos prohibidos para perros