POLÍTICA
30/01/2020 19:05 CET | Actualizado 30/01/2020 19:52 CET

El Gobierno rectifica y se sentará en la mesa de diálogo antes de las elecciones catalanas

Sánchez y Rufián se han reunido en La Moncloa para desbloquear el choque entre el PSOE y ERC.

EFE
Torra y Sánchez

Vuelta al principio, enmienda a la totalidad. El Gobierno se echa para atrás y muestra ahora su disposición a celebrar la mesa de diálogo con la Generalitat “antes de las elecciones catalanas”, según fuentes de la Moncloa.

Este paso del Gobierno llega después de que se avanzara hace unas horas por parte de La Moncloa que se mantenía la reunión con el presidente catalán, Quim Torra, el próximo jueves, pero se posponía la Mesa de Diálogo hasta que hubiera nuevo Govern.

Esto ha provocado un gran malestar en Esquerra Republicana, que ha emitido hasta un comunicado al mediodía denunciando el “incumplimiento flagrante” del acuerdo PSOE-ERC y lo tachaba de “absoluta irresponsabilidad”.

La tensa situación se ha desbloqueado durante un encuentro entre el presidente, Pedro Sánchez, y el portavoz de ERC, Gabriel Rufián, en La Moncloa, según han confirmado a El HuffPost fuentes conocedoras del encuentro.

Esta mañana el Gobierno central decía literalmente que esperaba “iniciar” el diálogo “en cuanto haya hablado el pueblo catalán y se constituya un nuevo Parlament, así como el nuevo Govern”. “Cuanto antes se celebren las elecciones y haya nuevo Govern, antes iniciaremos el diálogo”, sostenían en Moncloa.

Pues al final de la tarde, fuente del Gobierno señalan: “A lo largo del día de hoy, hemos escuchado poner en duda nuestra voluntad de diálogo y nuestro compromiso de cumplir con los acuerdos pactados”.

“En este sentido, y para descartar cualquier duda respecto a nuestra voluntad de diálogar, manifestamos nuestra disposición a celebrar la mesa de diálogo acordada entre gobiernos, antes de las elecciones catalanas”, apuntan ahora desde La Moncloa.

 

Condición de ERC para abstenerse y la legislatura

La mesa de diálogo fue unas de las condiciones impuestas por ERC al PSOE para abstenerse y facilitar la investidura de Pedro Sánchez. El documento pactado incluía poner en funcionamiento este nuevo órgano bilateral quince días después de la formación del nuevo Gobierno central y que sus posibles acuerdos sean sometidos posteriormente a una consulta entre catalanes.

Esquerra Republicana ha advertido en varias ocasiones que el apoyo al Gobierno PSOE-Unidas Podemos dependerá de los avances de este nuevo Gobierno. El portavoz republicano, Gabriel Rufián, lo advirtió en la sesión de investidura: sin mesa no hay presupuestos.

Esta nueva polémica llega en un momento muy delicado en Cataluña: el president Quim Torra ha anunciado que adelantará las elecciones, pero no fijará la fecha hasta que no se aprueben los presupuestos en el Parlament -un proceso que podría durar unos dos meses-.

Desde el PSOE se niega que esta rectificación se deba a la presión de ERC. La ‘número dos’ del partido, Adriana Lastra, lo ha justificado así: “Lo que no podíamos es permitir que se pusiera en cuestión la voluntad de diálogo del Gobierno de España”.

Photo gallery Sánchez y Torra See Gallery

HEINEKEN PARA EL HUFFPOST