INTERNACIONAL
07/01/2020 19:31 CET

Militares españoles desplegados en Bagdad abandonan Irak por seguridad

Han sido desplazados a Kuwait.

REUTERS
Militares españoles, en plena misión

Diez militares españoles que se encontraban desplegados en Bagdad como parte de la operación de la OTAN en Irak han salido en dirección a Kuwait después de que la organización internacional haya decidido “reposicionar” temporalmente a parte de su personal en Irak a diferentes localizaciones dentro y fuera del país.

El Ministerio de Defensa ha confirmado que “ahora mismo, en Bagdad, ya solo quedan tres de los trece militares españoles que había. El resto está en camino a Kuwait”.

El Ministerio, que dirige en funciones Margarita Robles, ha precisado que “durante la noche, por parte de OTAN, se ha ejecutado parte de la evacuación de la Base Union III, en la que están los Cuarteles Generales en el centro de Bagdad”. 

La OTAN ha informado este martes que “reposicionará” temporalmente a parte de su personal en Irak a diferentes localizaciones dentro y fuera del país, como precaución para proteger a su personal por la escalada de la tensión tras el ataque estadounidense que mató al general iraní Qasem Soleimaní en Bagdad.

Además, de los 13 militares en Bagdad, España tiene unos 550 militares más destacados en Besmayah

Este cambio llega después de que la Alianza decidiera el sábado suspender temporalmente sus actividades de entrenamiento del Ejército y las fuerzas de seguridad iraquíes. 

Además, de los 13 militares en Bagdad, España tiene unos 550 militares más destacados en la base Gran Capitán de Besmayah, al sureste de la capital iraquí.

La situación de los militares en Besmayah, con los que ha hablado la ministra está mañana, es “de total normalidad, según le han transmitido, sin que haya habido ningún cambio” en la situación, ha precisado Defensa.

Robles ha subrayado que “cualquier decisión que se tome” sobre la situación de los militares o la continuación de la operación “será bajo el paraguas de la OTAN o de la coalición, como la decisión de retirada de Bagdad ciudad tomada hasta el momento”, ha informado el Ministerio.

Estos militares participan en la operación de la coalición internacional contra el Dáesh amparada por la ONU Inherent Resolve, adiestrando al Ejército de Irak.

Son “precauciones necesarias”, para la OTAN

La OTAN ha detallado esta mañana que el “reposicionamiento temporal” de su personal a diferentes localizaciones tanto dentro como fuera de Irak forma parte de las “precauciones necesarias para proteger a nuestra gente”.

No obstante, la Alianza ha subrayado que “mantiene una presencia” en el país y está “preparada” para continuar las actividades suspendidas “cuando la situación lo permita”. 

Por su parte, la ministra de Defensa en funciones recordó el pasado lunes, en la celebración de la Pascua Militar, a los efectivos españoles desplegados en Irak “en estos complicados días” y garantizó que su seguridad es su “principal empeño”