POLÍTICA
06/10/2020 18:33 CEST | Actualizado 06/10/2020 21:50 CEST

Mónica García: “El Gobierno de Madrid ha elegido ser virus”

Entrevista con la médico y líder autonómica de Más Madrid: “Ayuso sabe perfectamente lo que está haciendo, tiene una hoja de ruta”.

No se arrepiente de haber dado el salto a la política. Pero tiene claro lo que es y quiere seguir siendo: médico, anestesista y luchar por la Sanidad pública. Mónica García (Madrid, 1974) es la nueva líder autonómica de Más Madrid. Objetivo: que la izquierda logre desbancar a Isabel Díaz Ayuso de la Puerta del Sol.

García critica que el Gobierno de Madrid haya elegido “ser virus”, parafraseando a Ignacio Aguado. Se lamenta de la situación en la que vive la Comunidad: faltan rastreadores y refuerzos de la sanidad y de las políticas sociales. Ve a un Ejecutivo autonómico “fallido” y “en descomposición”. El análisis que hace es que la estrategia de Ayuso es “ella misma” y “confrontar con Sánchez”.

Pero advierte la médico y portavoz de Más Madrid: lo que dice la presidenta de Madrid no son lapsus y tiene una hoja de ruta muy clara. En resumen, todo son “contratos millonarios a empresas amigas, ladrillazo y desmantelamiento de la Sanidad”. Con la ayuda de Ciudadanos, que está jugando un papel “lamentable”. Por eso mira más allá y está a favor de presentar una moción, aunque no den los números. Al PSOE, un mensaje directo: “no dé Madrid por perdido”.

SERGI GONZÁLEZ
Mónica García

¿Cómo está Madrid en este principios de octubre de 2020? ¿Qué se está viviendo?

En el plano político está viviendo un desgobierno fruto de un Ejecutivo absolutamente fallido, que está en descomposición. En el plano sanitario, una situación que podía haber sido evitable si se hubieran tomado las medidas hace cuatro meses y con una sanidad colapsada en la atención primaria y con la UCI saturadas. Socialmente, una comunidad que está desnortada, que no sabe lo que va a pasar, con incertidumbre, caos y unas expectativas agoreras a la hora de plantearnos las siguientes curvas: la social y la económica.

Y eso, a pesar de que el consejero madrileño de Salud diga que la situación está controlada. ¿Está así?

A mí me parece casi un insulto y una falta de respeto que diga eso. Llevamos casi 1.500 fallecidos desde el 15 de julio. El Gobierno de Ayuso está en una política básicamente de confrontar con el Ejecutivo central y esa es su estrategia, donde no entra la realidad de lo que están viviendo los sanitarios, los madrileños y la sociedad en general.

El Gobierno de Ayuso miente, está retorciendo y torturando los datos

El Ministerio de Sanidad ha puesto en duda que la mejoría en los datos de Madrid sea real: “Puede haber retraso en las notificaciones”. ¿Cree que se están ocultando o maquillando datos por parte de la Comunidad?

Es evidente que sí, el Gobierno de Ayuso miente. La Comunidad de Madrid está retorciendo e incluso torturando los datos para ocultar la gravedad de la situación. Un par de ejemplos: en el mes de septiembre han tardado 4 días de media en notificar el 80% de los casos o el número de casos que se reportan del día anterior es de media un 35%. ¿Cómo se puede confiar en un gobierno que oculta datos en un momento tan delicado?

Se vivió un espectáculo la semana pasada entre políticos, con la Comunidad diciendo que no iba a cumplir una orden ministerial. Hasta pocas horas antes no se supo en qué momento se iba a confinar. ¿Cómo lo definiría? ¿Comprende el comportamiento de Ayuso?

No lo comprendo desde el principio de la legislatura. Lo que define lo que pasó la semana pasada es esperpento. No sólo nos ha puesto en jaque la salud de los madrileños, sino también la confianza en la política, las instituciones y los gobernantes. Daña la parte sanitaria y la política. Este juego que se han traído es políticamente perverso y negligente social y sanitariamente.

¿Ayuso antepone la confrontación a salvar vidas?

Se antepone a sí misma, su visión ególatra y narcisista. A veces le preguntas por la pandemia y te contesta en primera persona lo que ella ha sufrido y lo que tiene que aguantar. Ha antepuesto una estrategia política que consiste en confrontar con Sánchez. Su hoja de ruta va por ahí y no por cuidar a los madrileños y al sistema sanitario. Si me apuras, durante esta pandemia, ha sido capaz de dañar más nuestro sistema sanitario. Su estrategia es ella misma.

SERGI GONZÁLEZ
Mónica García, en la calle Preciados

¿Por qué Madrid es la región de Europa con más contagiados? ¿Culpa de los políticos o de los ciudadanos?

No hablaría de culpas, en Medicina hablamos de causas.  Ha vuelto a ser el epicentro por muchas causas y cuando un Gobierno no ha asumido su responsabilidad achacarla a los ciudadanos es una trampa. Llevamos tiempo diciendo que necesitamos rastreadores, potenciar la atención primaria y la salud pública, tener protocolos claros… No se ha hecho, con lo cual hay una responsabilidad. Si Ayuso pensaba que su responsabilidad era poner tuits o estar en platós de televisión, pues se ha equivocado. En esta segunda ola ha habido muchos errores, contagios e ingresos que se podían haber evitado.

¿El Gobierno central ha llegado tarde también en Madrid con la orden ministerial?

Se ha llegado tarde en todos los aspectos, la situación de Madrid se preveía mala desde agosto. El Gobierno central ha llegado cuando ha llegado y, cuanto más tarde, las medidas han tenido que ser más duras. Tiene que ver más con estrategias políticas que sanitarias. Hay que poner en primera persona y en primer plano que la Comunidad de Madrid no ha hecho los deberes que otras autonomías sí.

Si Ayuso pensaba que su responsabilidad era poner tuits o estar en platós de televisión, pues se ha equivocado

La Comunidad ha presentado un recurso ante la Audiencia Nacional por esa orden. ¿Cree que la Justicia respaldará las medidas?

Estamos acostumbrados a que en Madrid se gobierna a golpe de sumario judicial. Si el Gobierno del PP y Cs le dedicaran el mismo tiempo a la salud y los problemas sociales que a confrontar con Sánchez, seguramente nuestra situación sería mucho mejor. Esto tiene que ver con su objetivo: primero Ayuso, segundo su partido, tercer lugar para sus votantes… y en décimo lugar, los madrileños.

El primer plan fue confinar ciertos barrios. ¿Era segregador?

Claramente. No sólo segregador, es injusto porque hay una cosa que se llaman los determinantes sociales de la salud. Hay condiciones socioeconómicas que hacen que en esos lugares la salud está más perjudicada en general. Es ahí donde se debería haber puesto un mayor énfasis en los recursos sanitarios. A eso le añades una estigmatización en la que además señalas porque supuestamente han sido irresponsables. Entre el norte y el sur de Madrid hay una diferencia de esperanza de vida de entre ocho y diez años. 

Incluso en el debate del estado de la región llegó Ayuso a apuntar a la inmigración y su modo de vida. ¿Fue un lapsus o esconde el pensamiento de la presidenta?

Claramente, si luego vemos su estrategia política, no fue un lapsus. Ella considera que hay un modo de vida de determinada gente, nosotros decimos que son condiciones de vida y determinantes sociales. Somos la comunidad más desigual de toda España siendo la más rica. 

El papel de Ciudadanos es lamentable

En Castilla y León han confinado León y Palencia, siendo del PP. Una actitud diferente a Madrid.

Es que esta comunidad y otras gobernadas por el PP se han preocupado por la pandemia. El caso de Madrid es peculiar, Ayuso ha pensado en sí misma y en la confrontación. En Castilla y León o en Galicia llevan tomando medidas desde el principio y más acordes con la evidencia científica. En Madrid se ha conducido en dirección contraria a lo que decía la evidencia científica y la sensatez.

Vivimos una crisis sanitaria, económica, social y ahora también reputacional. Todos los medios internacionales hablan de mala gestión e incluso vemos un discurso antipático para el resto de España. Recuerda al discurso secesionista de que la culpa la tiene el Gobierno central, se lleva a los tribunales… ¿Se está lastrando la imagen de Madrid?

Dijimos en los últimos debates que era curioso cómo coincidían los argumentos del señor Torra y de la señora Ayuso. Nos encantaría que Madrid no fuera recordada por los ‘tamayazos’, la Púnica, la Gürtel, la Lezo… Ahora también somos el epicentro del escándalo político que nos ha llevado a ser la comunidad con más contagios de Europa. No solamente está en juego la reputación de un Gobierno, sino de Madrid como referente y de para qué sirve la política. La gestión de esta pandemia ha venido a abrir las costuras de lo que llevamos viviendo muchos años en la Comunidad.

SERGI GONZÁLEZ
García, durante la entrevista

¿Ha elegido lo que es? ¿Virus o vacuna?

Básicamente es una de las frases que más define al señor Aguado, que considera que es grandilocuente y que se lo habrá hecho su estrategia de comunicación. Puso encima de la mesa lo que ha estado haciendo el Gobierno de la Comunidad: tuvo que elegir entre ser virus o ser vacuna, y en todos los momentos ha elegido ser virus. Desde noviembre del año pasado, cuando votaron que no a tener una empresa pública de fabricación de vacuna, hasta la ley que llevamos de poder contratar a extracomunitarios, eligieron ser virus. El Gobierno del PP, Cs y Vox lleva dándole al botón de ser virus desde hace meses y años. Si hubiéramos elegido ser vacuna, tendríamos un refuerzo de atención primaria, de la salud pública y de los sanitarios. Ellos han votado virus durante muchos años.

Se ha visto confrontación interna entre el PP y Cs, la dimisión del consejero de Políticas Sociales… ¿Por qué Cs no deja caer a Ayuso?

Es la gran pregunta, desde el principio hemos visto un Gobierno fallido. Ahora está en descomposición. La dimisión de Reyero es una demostración más. Es la cabeza que se ha cobrado la señora Monasterio, que ha tenido más peso que Aguado. El papel de Cs en esta pandemia y en este Gobierno es lamentable, están sosteniendo un Gobierno caótico y sin rumbo. Sus luchas internas son manifiestas y no entendemos esa humillación a Cs. Volvemos a tender la mano a Aguado y a decirle que tiene una cuarta o quinta oportunidad para liberarnos a los madrileños. Ellos tienen la llave.

¿Habrá moción de censura contra Ayuso?

Desde el principio hemos dicho que la señora Ayuso no puede estar más tiempo en la Puerta del Sol. Hemos abierto una mesa de emergencia madrileña para que se empiecen a dar los pasos y en algún momento se pueda hacer un cambio de Gobierno necesario. Esperamos que dé sus frutos.

Le pediría al PSOE que no dé Madrid por perdido

El PSOE dice que no la presenta porque no dan los números y que una moción fallida genera frustración, además de reforzar al Gobierno regional. ¿Comparte ese planteamiento o hay que presentarla sin que den los números?

Creemos que nos tenemos que hacer cargo de la frustración actual que hay, de la sensación de que la oposición -en especial el principal partido- no está haciendo la oposición que merece un Gobierno esperpéntico. No vamos a estar de brazos cruzados y vamos a hacer lo que está en nuestra mano. Si tuviéramos la llave, ya lo hubiéramos utilizado. Pero creo que hay que hacerse cargo también del momento actual y de empujar con nuestras fuerzas para sacar a la señora Ayuso y sus políticas de la Puerta del Sol lo antes posible. Lo demás, también es frustración.

¿Ha llamado personalmente a Aguado para que apoye la moción?

Le hemos pedido que se siente en la mesa de emergencia, que hablemos de la salida, que ya es de emergencia. Hasta ahora ellos han denegado la participación. Están anteponiendo su estrategia política a su sentir de Estado. Estoy segura de que habrá gente en Cs que le gustaría sentarse y hablar por lo menos.

SERGI GONZÁLEZ
Detalle durante la entrevista

¿Está Ángel Gabilondo (PSOE) de salida?

Se lo tendría que preguntar a él.

Por si se lo ha dicho.

No. Creo que Gabilondo va a cumplir el papel que tenga que cumplir porque es una persona muy institucional y va a hacer lo que le pida su partido. Necesitamos que toda la oposición reme fuerte para un objetivo común. Le pediría al PSOE que no dé Madrid por perdido, que merece la pena intentar el cambio de Gobierno.

El alcalde de Madrid, José Luis Martínez-Almeida, dijo que Más Madrid no podía hablar porque su candidato en las anteriores elecciones, Íñigo Errejón, se había ido meses después.

Almeida se ha ayusizado. Hubo una época en la que parecía un hombre de Estado y luego ha vuelto a ser el mismo de siempre. Debería estar más preocupado por lo que hace su compañera de filas que por lo que hacemos el resto. Estamos haciendo una oposición firme, un trabajo contra las políticas de Ayuso. No sé qué más puede recriminarnos.

¿Será la candidata de Más Madrid en 2023? ¿Se compromete a serlo ahora que ha tomado las riendas del partido en la comunidad?

Pensar ahora en términos electorales se me escapa. 

Hay quien dice que podría haber incluso adelanto electoral.

Ahora mismo creo que quien esté pensando en estrategias electorales está bastante desenfocado. Tenemos que pensar cómo reflotamos la Comunidad de Madrid. Vienen momentos muy duros. 

Almeida se ha ayusizado

Imagine que es ahora la presidente de la Comunidad y está sentada en la Puerta del Sol. ¿Cuáles serían las tres medidas que aprobaría hoy en el Consejo de Gobierno?

Hay que hacer tanto... En términos sanitarios, hay que dar un giro de 180 grados, que tiene que ver con el refuerzo de nuestra sanidad pública. Refuerzo de políticas sociales y tenemos que pensar por qué somos la comunidad más rica y le perdonamos más impuestos a los que más tienen.

¿Es Madrid un paraíso fiscal? ¿Es el Luxemburgo español?

Es un lugar donde se hace dumping fiscal y donde muchas de las grandes fortunas vienen a no pagar impuestos en sus comunidades. Le estás haciendo una competencia desleal a otras autonomías. Eso lo tiene como bandera la comunidad que menos está invirtiendo en sanidad, educación y políticas sociales. Los países que han salido con menos impacto económico y sanitario son aquellos con un Estado del bienestar y unas raíces sociales muy profundas.

Además de política, una pregunta como madre, ¿cómo está siendo la vuelta al cole? ¿Están los niños seguros?

Sólo había que ver las caras de los directores el primer día. Con las pocas o nulas herramientas que han tenido, hay que reconocerles un esfuerzo porque se han convertido en sanitarios, profesores y docentes. Ahora bien, si no tienen protocolos seguros y no le han puesto la enfermera escolar, hace que las aulas no sean seguras. No es un lugar seguro. Los docentes están haciendo más allá de lo que deberían. Seguimos sin tener los docentes y la tecnología que prometieron.

Como dijo Ayuso, ¿no hay médicos en España?

Es un debate que ya ha tenido muchas cifras. Lo que no hay es médicos en Madrid porque les maltratamos, no hay más historia. Obviamente formar sanitarios es un trabajo de muchos años y juegos les ofreces un trabajo de un mes en condiciones precarias y considerando que les haces un favor. 

¿Qué ha pasado con la aprobación de la ley del suelo en la Asamblea? ¿Qué hay detrás de eso?

Hay mucha prisa e intereses de los de siempre (constructoras, especuladores). Que en plena pandemia la única ley que hayan sido capaces de llevar sea la ley del suelo y haciendo todas las trampas posibles como lectura única demuestra en qué está este Gobierno. Lo hemos visto con el hospital de pandemias y los contratos del “ifemazo”. No está para la salud, está para hacer lo que mejor se les da: especular, ladrillos y dar contratos a amigos.

SERGI GONZÁLEZ
Mónica Garcia contesta a las preguntas

¿Se especuló con Ifema?

Lo que pasó es que se utilizó como un escenario publicitario de una gestión que estaba siendo nefasta. Tuvieron que poner una especie de teatro. Ifema ha sido un coladero de contratos millonarios. No hubiera sido necesario si hubieras dejado los pabellones que estaban abiertos y que se cerraron para hacer ese show. Apostaron otra vez por la carta de la publicidad. Los pacientes que fueron allí eran leves y con edades bajas. No fue necesario y nos hemos dejado 80 millones.

¿Qué sensaciones le vienen cuando piensa en esa foto del food truck en Ifema con bocadillos de calamares?

Fue la máxima expresión de lo que son los gobiernos en la Comunidad y en el Ayuntamiento de Madrid. En plena pandemia, hicieron su photocall en Ifema y un show indecente. Es lo contrario de lo que tenían que haber hecho. Ayuso no ha pisado todavía un hospital público ni un centro de salud. 

Ifema ha sido un coladero de contratos millonarios

Una de las cosas que se dice de Ayuso es que le queda grande el puesto, que no sabe gestionar. ¿Pero no cree que ella sabe lo que está haciendo realmente?

Ella sabe perfectamente lo que está haciendo. Pero por debajo de esa estrategia política hay una institución podrida. Han sido capaces de desmenuzar y desmantelar cualquier atisbo de una institución que pueda funcionar. Nada de lo que dice Ayuso es un lapsus, tiene una hoja de ruta. Contratos millonarios a empresas amigas, ladrillazo, desmantelamiento de la sanidad. 

Con todo este escándalo, ha pasado de refilón que uno de los amigos íntimos de Casado y Ayuso, David Erguido, ha sido imputado y ha tenido que dejar su escaño como senador por Madrid.

¿Cómo será que estamos acostumbrados a la corrupción del PP que ya casi ni hablamos de sus imputados? 

Ha dejado el Senado, pero sigue siendo diputado autonómico en Madrid.

Sí. Habría que preguntarle al señor Aguado, que vino para regenerar, qué le parece. Nos hemos acostumbrado a una normalidad tan esperpéntica en la Comunidad de Madrid en la que los imputados parecen normales que ha habido hasta pocas noticias

¿Qué papel juega Vox en estos momentos?

Tiene claro su papel: condicionan al Gobierno regional. Seguramente Ayuso escuche más a Monasterio que a Aguado. Su papel es el de apoyar las políticas de Ayuso y aquellas que no, apuntalar las que no son suficientemente ultras. Que Ayuso, en plena segunda ola, ponga encima los okupas, la delincuencia, es agenda de Vox. No sabes si no les puedes distinguir en sus valores o que el PP se ha voxizado. 

¿Usted es Chernóbil?

Básicamente lo que le dijimos a la señora Ayuso es que tienen el mismo modelo que se ve en la serie: las mentiras, la falsedad de los datos, la corrupción. Esto hizo que al final el accidente de Chernóbil se convirtiera en lo que se convirtió. Ella le dio la vuelta para sacarlo de la realidad y acusarnos de que habíamos gobernado Chernóbil.

Luego hasta el creador de la serie corrigió a Ayuso.

Ella es capaz, y también el PP, de despertar el asombro del propio creador, que les vino a decir que no habían entendido nada.

¿Quién manda realmente en Madrid es Miguel Ángel Rodríguez?

Hay varios mandos, en los que están Rodríguez, Lasquetty y el ala más dura de Faes y Aznar. Sé que no mandan Aguado ni muchos consejeros. Es un modelo en el que ellos marcan la rumbo: el que obedece, bien, y el que no, cesado o dimite.

¿Se puede desbancar a la derecha de la Puerta del Sol siguiendo la izquierda dividida en tres opciones?

Es posible desbancarla si todos los grupos progresistas somos capaces de empujar hacia un mismo fin y trabajar al unísono. No toca ahora el enfoque electoralista y si son dos, tres listas. El voto de la izquierda es muy exigente. Como bloque tenemos que tener una estrategia común: que no vuelva a gobernar la derecha.

Manda Rodríguez, Lasquetty y el ala más dura de Faes y Aznar

¿Se ve más como presidenta de la Comunidad o consejera de Sanidad? ¿Qué puesto le gustaría más?

Empecé en política sin pensar que iba a empezar en política y al final fui diputada, ahora portavoz. No veo más allá de lo que estoy haciendo ahora mismo, mi ambición no va hacia qué puesto. Me gusta la política y que sea una herramienta transformadora. Me encanta pensar la política como un diagnóstico y una Medicina social. Pero no voy pensando qué quiero ser, en verdad quiero ser lo que soy: anestesista, médica y seguir defendiendo la sanidad pública.

¿Cree que los políticos saben de verdad lo que pasa en un hospital?

Hay un fuerte divorcio entre la política y la realidad. En el caso de la Sanidad, muchos políticos que hablan no saben y lo hacen de oídas. Pero es muy fácil saberlo si preguntas. Otra cosa es que no quieres saberlo y oír las voces que tú quieras. Sólo tienes que bajar a la tierra, por eso me gusta mantener los dos oficios. 

SERGI GONZÁLEZ
Momento de la entrevista

A la misma hora que se cerraba el viernes Madrid, se emitía Planeta Calleja con Fernando Simón. ¿Lo vio?

No. no me dio tiempo.

¿Está a favor o en contra de la labor de Simón?

Estoy más a favor. Primero es una persona que es técnico y ha seguido criterios científicos. ¿Que se ha equivocado? Sí, claro, en algunos momentos. ¿Que nos teníamos que haber adelantado? Hay que tener en cuenta que hay una distorsión: tienen en el Ministerio unas pocas personas que trabajan en Salud Pública y el grueso está en las comunidades. Esa asincronía no fue buena al principio. Si no son las comunidades las que te dicen ojo está pasando algo muy grave, es muy difícil que seas capaz de hacer un diagnóstico bueno. Con sus errores y defectos, el papel de Simón ha sido el que tenía que ser. Ha dado la cara durante toda la pandemia, cosa que en la Comunidad no hemos tenido.

En Madrid cuando han nombrado a su Fernando Simón no ha durado ni 48 horas.

Lo que habría que preguntarse es por qué no hemos tenido aquí un Fernando Simón. Hemos tenido una directora de Salud Pública que ha dimitido y la de ahora está desaparecida. Hay que reconocerle a Simón que ha estado dando la cara.

¿Se arrepiente de haber dado el salto a la política?

Ay, no. Insisto en que hay una manera bonita de ejercerla, no es fácil. Es una herramienta fundamental de transformación social y ver la política como una Medicina social. Lejos de lo que se dice, hay gente absolutamente maravillosa con ganas y vocación. No suelen salir eso en los medios y sí la gresca y la bronca, pero hay una parte preciosa y transformadora. Animo a que la gente a que participe desde sus pequeños espacios.

Photo gallery Cosas que no sabías de Díaz Ayuso See Gallery

#YONOMEOLVIDO