Parece Ibai, pero no es: así es la vida de Henri Alexander, el doble inglés de Ibai Llanos

"Oye, ¿pero este tío?", fue la reacción del propio creador de contenidos vasco.
Henri Alexander Edward, el clón de Ibai Llanos.
Henri Alexander Edward, el clón de Ibai Llanos.
Henri Alexander Edward

Ibai Llanos es una de las personas del momento y no solo a nivel nacional. Más de 10 millones de personas siguen al creador de contenidos en su perfil de Twitch. En Twitter y en YouTube las cifras no se quedan atrás: 9,3 y 8,7 millones respectivamente.

Además, en 2021 se alzó con el galardón de Mejor Streamer del Año, que se entregó en la gala de The Esports Awards. Con todos estos logros su cara es de sobras conocida por todos.

Pero no solo él está viviendo su fama en primera persona. Desde hace dos años y medio aproximadamente, Henri Alexander Edward está viviendo en sus propias carnes el éxito de Llanos. El motivo: su asombroso parecido con el creador vasco.

Edward, un inglés de 22 años que lleva desde los siete viviendo en Torrevieja (Alicante) y que trabaja como informático, se ha hecho famoso recientemente por publicar un vídeo en su perfil de Tik Tok en el que sale con un letrero en el móvil en el que se podía leer “Soy Ibai Llanos, fotos 5 euros”.

El vídeo se ha hecho viral con más de 100.000 reproducciones e incluso el propio streamer vasco lo ha compartido. No es para menos. Misma barba, misma forma de la cara, un corte de pelo idéntico y unos rasgos que pueden conseguir que la gente confunda al uno con el otro. Ese vídeo lo grabó en Benidorm hace dos fines de semana después de que le pidieran muchas fotos.

“Fui con mi novia y por la noche cuando salimos mucha gente me preguntaba si me podía sacar una foto. Las hacía sin problemas y al final pensé en hacer un Tik Tok para ver la repercusión que tenía... No me esperaba ni de lejos esta repercusión”, cuenta Edward, que aclara que en ningún caso cobró esos 5 euros por la foto y que únicamente lo hizo por la gracia.

Durante el día la gente no le suele parar para sacarse fotos, aunque siempre hay alguno que lo hace, pero por la noche la cosa cambia. “Ahí suele ser mucho más habitual. Rara es la noche que no me piden una”.

Por ello, tanto él como su círculo más cercano ya se ha acostumbrado a que les interrumpan conversaciones. “Al principio les hacía gracia, pero ahora es una cosa normal y se lo toman bien. Cada vez que salimos sabemos que va a venir gente a pedirme una foto. No es por ser egocéntrico ni nada, pero sabemos que va a pasar porque siempre pasa”, llega a decir.

“Mi padre no lo creía hasta que una vez estando conmigo me pararon varios a pedirme una foto. Ahora ya saben que su hijo es el clon de Ibai... Igual tiene que solicitar una prueba de paternidad”, añade mientras comienza a reírse.

Él no tiene problemas en aceptar todas y cada una de las fotos que le piden. En estos años en los que su fama ha aumentado de manera involuntaria nunca ha dicho que no a alguien. En alguna ocasión, hasta el parecido con Llanos le ha servido para que le invitaran a una ronda.

El doble de Ibai Llanos, Henri Alexander Edward.
El doble de Ibai Llanos, Henri Alexander Edward.
Henri Alexander Edward

“Fue en Nochevieja. Estaba hablando dos chicos escandinavos en un bar y vino un tercero y les preguntó que si sabían que yo era Ibai. Les enseñaron la foto y, aunque yo les dije que no, al final nos acabaron pagando las copas, algún chupito y nos lo pasamos muy bien”, cuenta.

Edward está encantado con su parecido a Ibai y no se le pasa por la cabeza afeitarse la barba, cortarse el pelo, dejárselo más largo o cambiar cualquier elemento de su look para alejarse de la figura del creador de contenido. “Ibai es un tío bastante guapo”, bromea.

“Nunca he pensado en cambiar el look. Es un tío muy simpático y nunca me ha pasado que alguien venga gritándome o enfadado. La gente es muy simpática y sería bastante difícil cambiar mi imagen, así que yo creo que no merece”, añade.

“He visto crecer la fama de Ibai”

Hace más de cuatro años, mientras hacía un grado medio de informática, uno de sus mejores amigos le avisó que se parecía mucho a un streamer que por aquel entonces narraba partidas del videojuego League of Legends y que estaba lejos de la popularidad de hoy en día.

Edward comenzó a verlo y comprobó que sí, que el parecido era más que evidente. “No era tan famoso por aquel entonces y mi amigo no mentía”, dice con una sonrisa.

“Después fui comprobando como cada vez más gente me lo decía, pero ha sido tras la pandemia en los dos últimos años cuando ya ha sido una locura. Puedo decir que he visto crecer la fama de Ibai”, apunta.

Ahora espera conocer alguna vez a Ibai en persona y poder hablar con él. “No sabría qué decirle, pero lo que seguro le comentaría es que es bastante guapo y muy simpático”, se ríe Edward, que añade que también le elogiaría por sus streams.

Además, le gustaría sacarse una foto que podría convertirse en uno de los mejores memes de la red: “Me gustaría hacernos el meme de Spiderman en el que aparecen dos iguales señalándose a la cara”.

Salón principal

Así es la casa de Ibai