POLÍTICA
11/12/2019 21:39 CET | Actualizado 12/12/2019 10:07 CET

Sánchez se reunirá con Casado y Arrimadas e incluye a Torra entre los contactos

Llamará a todos los presidentes autonómicos y Lastra se verá con todos los partidos del Parlamento.

EFE
Pedro Sánchez, en su intervención tras el encargo del rey

“No hay otra alternativa posible al PSOE”. El presidente del Gobierno en funciones, Pedro Sánchez, ha comparecido tras su reunión con Felipe VI y la decisión del rey de proponerle como candidato a la investidura, a pesar de no contar aún con los apoyos necesarios para salir elegido. Una propuesta que, asegura Sánchez, ha aceptado “con honor y enorme responsabilidad”. Y ha adelantado sus planes inmediatos: verse con Casado y Arrimadas y llamar a los presidentes autonómicos. Todos.

La comparecencia, en la que ha aceptado dos preguntas tras su declaración inicial, ha llegado instantes después de que la presidenta del Congreso, Meritxell Batet, anunciara el encargo real, como manda el protocolo después de la reunión de la presidenta con el Jefe del Estado.

Esta decisión “es consecuencia directa del mandato que transmitieron los españoles de forma mayoritaria en las urnas. Mi voluntad es gobernar desde los valores progresistas y con el deseo de conseguir grandes consensos”, ha explicado el aún presidente en funciones.

Sánchez ha adelantado cuatro acciones: “el próximo lunes convocaré a Pablo Casado para mantener una reunión y también convocaré a la portavoz de Ciudadanos, Inés Arrimadas en respuesta a su petición de encuentro”. Será la primera vez que vea a ambos tras las elecciones del 10-N. 

Adriana Lastra se reunirá con todos los partidos políticos de la Cámara, con todos

Del mismo modo ha adelantado que Adriana Lastra, portavoz parlamentaria del PSOE “se reunirá con todos los partidos políticos presentes en la Cámara, con todos, para intentar lograr una mayoría en el Parlamento”.

Por último, la cuarta medida que ha anunciado ha ido en clave autonómica: “A partir de la próxima semana llamaré a todos los presidentes y presidentas autonómicos para compartir con ellos el deseo de poder contar cuanto antes con un Gobierno que aporte soluciones”.

De cara a esa sesión se antoja fundamental la posición del grupo de ERC, formación con la que continúan las reuniones bilaterales. Sánchez no ha querido valorarlas aunque sí ha agradecido la actitud de los republicanos: “No voy a poner adjetivos a las negociaciones con ERC. Tienen que ser discretas si queremos que culminen con éxito”.

Sánchez, a por la investidura (aún sin fecha).

SOMOS LO QUE HACEMOS