Pilar Eyre sobre su 'exclusiva' del rey Juan Carlos: "¿Qué voy a decir? Bajar la cabeza y decir lo siento"

Una información desmentida de la periodista provoca una reacción inédita de la casa real y la publicación de hasta cuatro fotos del rey emérito en el exilio en Abu Dabi.
La periodista y escritora Pilar Eyre y el rey Juan Carlos
La periodista y escritora Pilar Eyre y el rey Juan Carlos

“El aparato informativo de casa real es muy poderoso... Es la Brunete mediática”, ha explicado Eyre a El HuffPost. ”¿Y contra eso, qué voy a decir? Bajar la cabeza y decir ’lo siento, me he equivocado”, ha añadido.

Este lunes amaneció movidito (y nadie imaginaba cuánto) para el rey emérito. Pilar Eyre avanzó el domingo por la noche en su cuenta de Twitter que tenía una importante noticia que dar sobre el rey Juan Carlos y, al día siguiente, la revista Lecturas publicó una información firmada por la periodista. En ella aseguraba que el estado de salud del rey era “grave” y que sus hijas, las infantas Elena y Cristina, podrían estar planteándose su traslado a España.

La información de Pilar Eyre propició que la casa real tomara una decisión insólita en los siete meses que el emérito lleva de ‘exilio’: pronunciarse sobre una noticia relacionada con él para desmentirla, y asegurar que está perfectamente.

Hasta el momento sólo se habían visto dos imágenes del rey en el “exilio” y un hermetismo casi absoluto rodea su vida en Emiratos Árabes. Ha hecho falta que Pilar Eyre diese una alarmante información sobre la salud de don Juan Carlos para que en un día se hayan difundido el doble de imágenes del emérito de las que han trascendido en siete meses.

Bombardeo de fotos y declaraciones

La jornada del lunes fue completamente inusual. Además de por el ‘bombardeo’ de fotos, cuatro, por la cantidad de declaraciones que el propio monarca hizo a medios de comunicación y por las conversaciones personales que mantuvo con algunos de sus amigos periodistas y que ellos mismos se encargaron de difundir.

Primero fue ¡Hola! la que desmintió la información, tras ponerse en contacto con el emérito, asegurando que se encontraba “perfectamente” y que hace “dos horas de ejercicio al día”. Poco más tarde, Espejo Público (Antena 3) y Ya es mediodía (Telecinco) publicaron una imagen en la que se le ve disfrutando de una relajada comida con el príncipe heredero de Emiratos Árabes Unidos. Y, finalmente, los medios se hicieron eco de la foto que la piloto árabe de Fórmula 3 Amna Al Qubaisi compartió en su cuenta de Instagram en la que se la veía con su familia y con él.

Además, Okdiario habló con el monarca para desmentir la información, al igual que Carlos Herrera, que dijo en COPE que su voz “no era la de una persona enferma” y que estaba “como un oso”. Por su parte, el periodista Raúl del Pozo aseguró en Al rojo vivo (laSexta) que “estaba de un maravilloso humor”, que “se descojonaba de risa” y que tiene intención de volver pronto a España “porque no hay ninguna ley que lo prohíba”.

Juan Carlos I abandonó España el 3 de agosto de 2020 por “la repercusión pública que están teniendo ciertos acontecimientos pasados de mi vida privada”, según escribía en una carta a su hijo Felipe VI. Se refería a los distintos escándalos que venían sucediéndose en torno a su figura: supuestas comisiones del AVE a La Meca, supuestas cesiones de 65 millones de dólares a Corinna, supuestos envíos de dinero a Marta Gayá, supuestas sociedades panameñas...

Antes de su salida, el 15 de marzo, Felipe VI le retiró su asignación personal como miembro de la Familia Real, y renunció a cualquier posible herencia que le pudiera dejar su padre cuyo origen pudiera “no estar en consonancia con la legalidad”.

Así es el Emirates Palace, el lujoso hotel de Abu Dabi donde se aloja Juan Carlos I