Así es el plan de acogida de refugiados ucranianos en España

El ministro de Migraciones, José Luis Escrivá, adelanta las bases de un protocolo en el que trabajan Gobierno y comunidades.
Interior de un centro de refugiados en Polonia
Interior de un centro de refugiados en Polonia
NICOLAS MAETERLINCK via Getty Images

Este lunes, el ministro de Migraciones y Seguridad Social, José Luis Escrivá, ha adelantado en Las Mañanas de RNE (Radio Nacional de España) las bases del primer plan de acogida que está desarrollando el Gobierno, en conversación con las comunidades. En concreto, tendrá una capacidad superior a las 6.000 plazas, aunque Escrivá asegura que “van a ser más” y que el mecanismo es “flexible”.

Los refugiados llegarán, en un primer instante, a tres instalaciones de recepción situadas en Pozuelo de Alarcón (Madrid), Barcelona y Alicante, si bien la lista podría ampliarse en función de las llegadas.

Desde allí, se organizará la distribución y el transporte de los refugiados y se facilitarán los trámites previstos en la directiva europea, ha detallado Escrivá: “Allí conocerán sus derechos, se hará la entrevista para saber sus necesidades y poder derivarlos a los recursos más adecuados”, ha detallado.

“Hay que estar preparados para un volumen importante”

- José Luis Escrivá, ministro de Migraciones, sobre la llegada de refugiados ucranianos

“Más allá de esas primeras llegadas de personas que tienen redes familiares en España, es importante que coordinemos todos los esfuerzos y tengamos bien definidos los recursos”, ha aseverado Escrivá, quien no ha descartado que se utilicen hoteles para uno o dos días de acogida para luego trasladarles a sitios más estables.

“Aún no han llegado muchas personas, lo han hecho sobre todo a través de las redes familiares de ucranianos en el país”, ha añadido, en previsión de la entrada más masiva en los próximos días, una cifra que no se conoce por el momento, pero “hay que estar preparados para un volumen importante”.

Pese a ello, insiste en que “no tenemos que agobiarnos con la acogida”, ya que también cuentan con los recursos que ofrecen municipios, ONG, familias y organizaciones de ucranianos. La Unión Europea activó la semana pasada la directiva de protección temporal para la acogida ilimitada de ucranianos, lo que supondrá, ha dicho el ministro, un marco de protección “que simplifica todos los papeles, da acceso inmediato a trabajo y todas las ayudas de protección internacional desde el primer momento”.

Lo que anuncian las comunidades

Numerosas regiones ya han movilizado y anunciado sus recursos disponibles para la acogida masiva. A falta de conocer todos los ofrecimientos, Castilla y León, Madrid, Murcia y Galicia son los territorios que han puesto a disposición del Gobierno un mayor número de plazas.

La Junta de Castilla y León ha trasladado a la Delegación del Gobierno en esta comunidad un listado con 1.800 plazas residenciales. Por provincias, las plazas ofrecidas son 101 en Ávila, 271 en Burgos, 123 en León, 416 en Palencia, 251 en Salamanca, 305 en Segovia, 8 en Soria, 307 en Valladolid y 9 en Zamora.

La Comunidad de Madrid ha ofrecido un total de 1.209 plazas sociales disponibles en centros de mayores, albergues, pisos tutelados, centros de acogida o de la red de atención integral para la violencia de género, además de cerca de 77.000 puestos de vacantes educativas para aquellos que se asienten en la región.

Según los datos facilitados por la Región de Murcia, las seis entidades y ONG encargadas de la acogida de refugiados en la comunidad disponen de más de 1.200 plazas.

Galicia ha trasladado al Gobierno central una oferta de mil plazas de acogida, de las que 714 corresponden a centros de la Xunta, 281 son las facilitadas por los ayuntamientos gallegos, a través de la Federación Gallega de Municipios y Provincias (Fegamp), y 139 proceden de entidades sociales.

Los otros anuncios

Por su parte, Castilla-La Mancha ha ofrecido 89 recursos para el alojamiento de urgencia y temporal de 600 personas, mientras que la Comunitat Valenciana ha habilitado unas 200 plazas, aunque se están preparando más recursos para ampliar esa cifra.

Baleares ofrece 162 plazas, casi todas en Mallorca, que podrían aumentar en los próximos días porque el Govern balear está analizando las posibilidades de acoger a más personas gracias a la colaboración de entidades privadas. La mayor parte de esas 162 plazas corresponden a los albergues públicos de El Arenal y Son Rapinya de Palma.

Navarra cuenta con 80 plazas libres para la acogida, según ha dicho el consejero de Políticas Migratorias, Eduardo Santos, que ha asegurado que la Comunidad Foral acogerá a todos los ucranianos que lleguen “independientemente de su número, garantizándoles todos los derechos que tiene cualquier otro ciudadano navarro”.

Por su parte, el consejero extremeño de Sanidad y Servicios Sociales, José María Vergeles, ha indicado que la Junta mantiene su oferta para acoger a personas adultas -un mínimo de 60-, aunque ha subrayado que está a la espera “de que el Ministerio concrete qué está pasando”. Además, ha añadido, 44 familias extremeñas se han mostrado ya interesadas en acoger a niños refugiados ucranianos desde el pasado viernes, cuando la Junta de Extremadura habilitó el formulario para expresar esta voluntad.

El presidente del Gobierno de Aragón, Javier Lambán, ha confirmado que la comunidad acogerá a todas las familias o menores ucranianos que sea necesario y que pondrá a disposición del Gobierno todos los recursos que el Estado pida a la región.

Desde el Gobierno de Canarias aseguran que están dispuestos a participar en la acogida de refugiados ucranianos con la cuota que se le asigne, pero por el momento no puede adelantar una cifra de plazas disponibles ya que sus recursos humanitarios están volcados en estos momentos en atender a los refugiados e inmigrantes que llegan en patera desde las costas de África, entre ellos casi 3.000 menores no acompañados que están legalmente bajo su tutela.