Rusia cumple su amenaza y corta el suministro de gas a Polonia y Bulgaria

El presidente de la Duma pide extender la medida a "otros países inamistosos".
Imagen de archivo de una refinería
Imagen de archivo de una refinería
EFE

Amenaza cumplida. El gigante gasístico ruso Gazprom confirmó hoy que ha suspendido “por completo” el suministro de gas a Polonia y Bulgaria por no haber pagado las entregas en rublos. Ambos países adelantaron el martes que Gazprom cortaría el gas a estos dos países a partir de este miércoles.

“Gazprom ha suspendido por completo el suministro de gas a Bulgargaz (Bulgaria) y PGNiG (Polonia) por impago en rublos”, indicó la empresa controlada por el Estado ruso en un comunicado difundido en su cuenta de Telegram. La gasística rusa advirtió además a Sofía y Varsovia de que “Bulgaria y Polonia son Estados de tránsito y en caso de retirada no autorizada de gas ruso de los volúmenes en tránsito a terceros países, los suministros para el tránsito se reducirán en este volumen”.

El presidente de la Duma del Estado o Cámara de Diputados de Rusia, Viacheslav Volodin, se congratuló hoy por el corte de los suministros de gas ruso a Bulgaria y Polonia y ha pedido extender la medida a “otros países inamistosos”.

“Es una decisión correcta. Los diputados de la Duma del Estado la respaldan”, ha destacado Volodin en su canal de Telegram, agregando que Bulgaria y Polonia tuvieron la posibilidad de “aceptar la propuesta” del presidente ruso, Vladímir Putin, de pagar en rublos los suministros de gas natural.

“Ahora expliquen a sus ciudadanos cómo van a salir de esta situación y qué intereses tomaron en cuenta al adoptar esa decisión”

“Los dirigentes de esos países no lo quisieron. Pues que ahora expliquen a sus ciudadanos cómo van a salir de esta situación y qué intereses tomaron en cuenta al adoptar esa decisión”, subrayó Volodin. El presidente de la Duma añadió que “es necesario actuar de la misma manera en relación con otros países inamistosos”, con Rusia.

La ministra polaca de Clima y Medio Ambiente, Anna Moskwa, declaró al conocer la noticia que “no hay decretos de (Vladímir) Putin que estén en vigor en Polonia”, en referencia a la exigencia de Moscú a los contratistas extranjeros de Gazprom “hostiles a la Federación Rusa” de pagar el gas importado en rublos.

Moskwa ha asegurado este miércoles en la radio polaca que “las existencias de gas almacenado en Polonia rondan el 80%, lo cual es mucho. Por el momento, no hay necesidad de buscar nuevos suministros: tenemos suministros de GNL, contamos con el interconector checo y, en un momento dado, recurriríamos al interconector lituano”. “No habrá escasez de gas, los suministros están asegurados”, enfatizó la ministra.

Por su parte, la empresa PGNiG ha informado el martes en un comunicado de que el corte en las importaciones de gas rusos estaba previsto desde el viernes pasado, día que concluyó el plazo ruso para empezar a pagar en rublos la factura energética.

PGNiG ha alegado en un comunicado que “la suspensión del suministro de gas es un incumplimiento de contrato”. “Por lo tanto, la empresa tomará las medidas adecuadas para restablecer la entrega de gas natural bajo las condiciones acordadas y se reserva el derecho de reclamar sus derechos contractuales”, ha agregado.

A las compañías afectadas, entre las que se encuentra la filial polaca de Gazprom, se les congelarán sus fondos y recursos económicos y se les cancelarán sus derechos sobre acciones y dividendos.

Cuatro compradores europeos han pagado ya en rublos

Un total de diez compradores europeos de gas ruso han abierto cuentas especiales en rublos en Gazprombank y cuatro ya han efectuado los pagos en la moneda rusa, según la agencia Bloomberg, que cita fuentes cercanas a Gazprom.

El gigante gasístico ruso cortó hoy los suministros de gas a Polonia y Bulgaria después de que estos dos países rechazaran el mecanismo propuesto por el presidente ruso, Vladímir Putin, para pagos en rublos ante las sanciones occidentales a transacciones en divisas con Rusia por su campaña militar en Ucrania.

La fuente, que pidió el anonimato, indicó que no están previstos más cortes de gas hasta la segunda mitad de mayo, cuando deben entrar otros pagos por el combustible ruso en rublos.