TENDENCIAS
16/03/2019 09:24 CET | Actualizado 16/03/2019 09:24 CET

¿Por qué los animales de la nueva película de 'Dumbo' no hablan?

"Nos propusimos crear a este personaje de forma que pudiera encajar en el mundo real, pero también en su versión más adorable".

Disney

Al ver los tráilers de Dumbo, hay una pregunta que todo el mundo se hace: ¿por qué no habla ningún animal?

En la película original de Disney de dibujos animados de 1941 se cuenta la historia de un recién llegado al circo, Jumbo Jr., un elefante con unas orejas enormes que recibe las burlas de sus compañeros de circo (le ponen el mote Dumbo, una mezcla entre su nombre real y dumb, 'mudo' y 'tonto') y acaba llegando mucho más alto que ellos, en gran parte gracias al apoyo de su amigo incondicional y charlatán, el ratón Timothy. Pese a que Dumbo y su madre, la señora elefanta Jumbo, no son muy habladores en esa película, los demás animales no callan, incluidos los cuervos, la cigüeña y los odiosos elefantes que se meten con Dumbo.

En todos los tráilers que han salido hasta la fecha, queda claro que son los personajes humanos, encabezados por Danny DeVito, Eva Green, Michael Keaton y Colin Farrell, quienes llevan el peso del diálogo. Aparte de las peripecias de Dumbo por el aire, a los animales los han limitado a sus capacidades reales: los ratones chillan y los elefantes barritan.

En una entrevista concedida a la edición estadounidense del HuffPost, el productor Justin Springer y el guionista y productor Ehren Kruger han explicado por qué adoptaron una perspectiva más humana en la nueva versión de la película.

"Una de las cosas que más deseaba hacer era transportar al público, hacerles sentir como si formaran parte del circo de Dumbo. Qué experiencia tan fantástica sería si Dumbo fuera real. Si existiera un elefante volador, ¿cómo sería formar parte de su familia? Eso es lo que motivó la decisión de contar esta historia clásica que todo el mundo conoce y adora desde una perspectiva diferente, a través de la mirada de las personas, para involucrar al público y hacerle sentir que forma parte de la edad dorada del circo y presencia el descubrimiento de esta criatura maravillosa", explica Kruger.

Debido a esta reinvención de la historia, muchos de los elementos problemáticos de la cinta original se suprimieron, como los cuervos, uno de los momentos más racistas de las películas de Disney. Estos cuervos fumadores usan un lenguaje poco cultivado que caricaturiza la forma de hablar de los afroamericanos. Además, el cabecilla de esta bandada de cuervos (en inglés, crow) se llama Jim, una referencia clara al término Jim Crow, utilizado para llamar de forma despectiva a los afroamericanos, que además dio nombre a una serie de leyes que amparaban la segregación racial en Estados Unidos. Por si fuera poco, fue un actor blanco el que se encargó de caricaturizar a este personaje. El doblaje español mantuvo este sesgo racista, incluyó una referencia directa a la etnia gitana y hasta adaptó la canción al flamenco.

Si existiera un elefante volador, ¿cómo sería formar parte de su familia? Eso es lo que motivó la decisión de contar esta historia desde una perspectiva diferente.Ehren Kruger

Kruger explica que la exclusión de los cuervos en realidad estuvo motivada por la exclusión general de los animales parlantes.

"Enseguida tomé la decisión [de prescindir del habla de los animales] en pos del realismo y porque Dumbo nunca habla en la versión de dibujos y [la madre] Jumbo solo tiene una intervención o dos, y en realidad son ellos el núcleo de nuestra historia. No íbamos a convertirla en una película de animales parlantes. Eso implicó suprimir unos cuantos personajes de la versión de dibujos", justifica Kruger.

Sobre los cuervos, añade: "Era una parte de la película original que no encajaba con la historia que queríamos narrar".

Algunos de los momentos más icónicos sí que se han adaptado, como el desfile de elefantes rosas, que quizás recuerdes como uno de los momentos más cautivadores (o traumáticos) de tu infancia.

En la película original, la escena surge porque Dumbo bebe agua de un cubo en el que ha caído champán y empieza a tener visiones inquietantes de elefantes pintorescos y despierta subido a un árbol al día siguiente sin saber cómo ha llegado ahí. En vez de revivir la misma escena, la película de Tim Burton recurre a artísticas burbujas psicodélicas para captar el espíritu de la escena original, como puedes ver a continuación.

"Uno de los placeres y posibilidades es coger lo más icónico de la película original y buscar maneras de incluirlas en la nueva versión", asegura Springer. "Y, como dice Ehren, nos interesaba mucho crear una realidad verosímil ambientada en el 1919 del circo para transportar allá al público".

El famoso momento de los elefantes rosas se recreó forzando ligeramente los límites de la realidad, apunta el productor.

"No nos parecía bien eliminar una escena entera y tampoco queríamos trabajarla tan a fondo como en la película de dibujos, pero desde el principio teníamos claro que debía aparecer", sostiene Springer.

Ese momento estaba incluido en el guion desde el principio, pero fue Tim Burton quien le dio vida. "Queríamos basarlo en algo que pudiera hacerse en el circo en aquella época", añade Springer.

Aunque no se ve a Dumbo dándole a la bebida antes de ver a los elefantes rosas, Kruger bromea: "Sí que se ve cómo lavan a Dumbo en una bañera grande, pero no puedo decir si han derramado algo de champán o no".

Las primeras reacciones en las redes sociales elogian la producción y el diseño artístico, con mención especial a la encarnación de Dumbo. Como con gran parte de la película, basar al elefante en la realidad era clave, recuerda Springer.

"Fue un largo proceso de diseño", recalca el productor. "Es el personaje principal de la película, por lo que si no es verosímil, es difícil que la película funcione, así que nos propusimos crear a este personaje de forma que pudiera encajar en el mundo real, pero también en su versión más adorable".

Efectivamente, Dumbo es adorable. Pero más allá de esos ojos grandes y de su personalidad juguetona, el aspecto del Dumbo real cuenta con una dosis de ciencia en uno de sus rasgos. Concretamente, en esas famosas y enormes orejas.

"Empezamos a investigar la física del personaje y de qué tamaño tendríamos que hacer las orejas para que resultara físicamente creíble, pero sin que fueran tan grandes que al aterrizar y al caminar resultara demasiado absurdo", explica Springer.

Dumbo utilizará sus enormes orejas realistas para volar a los cines este 29 de marzo.

Este artículo fue publicado originalmente en el 'HuffPost' Estados Unidos y ha sido traducido y adaptado del inglés por Daniel Templeman Sauco.

ESPACIO ECO