¿El porno es la solución?

Pornografía: un arma de doble filo cuando la excitación en la pareja desaparece.
aluxum via Getty Images

Cuando la excitación en pareja disminuye, son muchos los que recurren a la pornografía como una opción para que el ánimo no decaiga en sus relaciones íntimas, pero ¿es el porno la solución?

A pesar de que muchas personas creen que esta es la mejor fórmula para resolver de forma sencilla esta desconexión sexual, nada más lejos de la realidad.

Ni ver películas porno, ni abrir vuestra relación para practicar sexo con otras personas os acercará para reconectaros ni para alcanzar una estabilidad a largo plazo.

Tras muchas sesiones del Método MAC en las que un gran número de parejas han conseguido despertar la pasión, quiero compartirte las tres claves esenciales para solucionar esta situación.

Tres claves para la reconexión sexual

1. Descubrir la causa de la desconexión sexual

Hay diversos aspectos que pueden influir para que la excitación, el deseo y el impulso sexual disminuyan o desaparezcan en el seno de tu relación. Los más comunes son: problemas en la pareja, comunicación deficiente, estrés, infidelidades, ausencia de atracción sexual, aspectos hormonales, entre otros.

“El porno nunca resolverá la causa que provoca la falta de excitación”

Con comunicación asertiva, mucho amor y una buena dosis de sinceridad, podéis hablar, compartir impresiones y detectar qué os está llevando a vivir esta situación.

2. Tomar conciencia de qué opciones no son una solución
Si ya no te excitas con tu pareja y compartís pornografía para alcanzar esa excitación, significa que lo que motivará que suba la temperatura, que todas las terminaciones nerviosas se activen y que estéis preparados para el acto sexual será un estímulo externo, no la persona que tenéis al lado.

“Alcanzarás la excitación sexual junto a tu pareja, pero no con tu pareja”

Dicho de otra forma, SEGUIRÁS SIN EXCITARTE CON TU PAREJA. Y desgraciadamente, no estarás resolviendo el problema de base por lo que, inevitablemente, comenzará a crearse el efecto bola de nieve: cada vez la distancia sexual será mayor entre vosotros. Tiene sentido ¿verdad?

3. Acción, acción, acción
La solución está en descubrir qué es aquello que ha hecho que se apague la llama, el deseo, el impulso sexual y la atracción entre vosotros. Será necesario tomar conciencia de que la pornografía no solucionará esta circunstancia, sino
que la perpetuará en el tiempo. Y, en función del detonante que provoca esa falta de excitación, tendréis que actuar con acciones muy concretas. Acciones, encaminadas a reconectar con esa excitación perdida sin estímulos externos, solos tú y tu pareja.

“Confía, si ambos ponéis de vuestra parte, tenéis opciones de recuperar la pasión”

Es importante que tengas en cuenta que la sexualidad es uno de los pilares fundamentales de la pareja. Cuando la sexualidad falla, la relación se tambalea. Si dejamos de disfrutar de nuestras relaciones sexuales, es mucho más probable que se pueda despertar el deseo fuera de la pareja y que esto derive en relaciones disfuncionales, rupturas o infidelidades.

Si lo que quieres es una reconexión real con tu pareja y vivir una sexualidad excitante y plena a largo plazo, pásate al amor consciente y ganarás la partida en tus relaciones. Porque el amor consciente es el inicio de un final feliz.