ECONOMÍA
26/12/2019 19:21 CET | Actualizado 27/12/2019 09:35 CET

Prepárate para la nueva factura de la luz: trucos para ahorrar y que no te duela el bolsillo en 2020

El precio de la luz en España es uno de los más caros de Europa, según la OCU. Con estas claves te saldrá más barata la factura en 2020.

LIgorko via Getty Images

2020 llega con muchas cosas nuevas. Entre ellas, oh sorpresa, la factura de la luz. El sistema de fijación del precio para los consumidores que tienen tarifa regulada dará un vuelco y esto hace que se complique —aún más— entender la factura. Por primera vez en España la tarifa regulada no va a ser la misma en todo el Estado pero, eso sí, se prevé que sea más barata. 

Está previsto que el cambio entre en vigor el 1 de enero y podría suponer una rebaja de casi un 2% en el recibo. Te interesa, ¿verdad? Y más sabiendo que el precio de la luz en España es uno de los más caros de Europa, según la OCU

Las nuevas tarifas tienen seis periodos diferentes y se establecen nuevos horarios de facturación dependiendo de la hora y el día de la semana.

El inconveniente se lo encuentran los clientes que tienen contratada la tarifa regulada, ya que tendrán que prestar especial atención a los horarios porque hay intervalos en los que el precio varía: el tramo barato, el intermedio (un 20% más caro que el anterior) y el caro, que supone el doble de caro que el barato. 

La (triste) pregunta que se hace todo el mundo es la misma: ¿Cuál es la mejor hora del día para utilizar, por ejemplo, los electrodomésticos? 

El horario en el que es más barato utilizar la luz es de las 12 de la noche a las 8 de la mañana. El intermedio, de 8 a 10 de la mañana y de 2 a 6 de la tarde. El tramo caro, en cambio, es de 10 de la mañana a 2 de la tarde y de 6 a 8 de la noche. 

Teniendo esto en cuenta, te dejamos algunos trucos para que no te duela tanto el bolsillo a la hora de pagar.

  • Programa los electrodomésticos u organízate en casa para usarlos durante el trago barato o intenta cuadrarlo para poder hacerlo los días que tienes libres. 
  • Intenta adoptar el hábito de poner el lavavajillas después de comer. Así te habituarás a encenderlo en el tramo intermedio. También puedes ponerlo justo antes de dormir, a las 12 de la noche. Pero ten en cuenta el ruido si tienes vecinos. 
  • Cocina en los fuegos o la vitro a partir de las 2 de la tarde o de las 10 de la noche y lo dejas preparado para el día siguiente. Otro tramo para hacerlo si eres madrugador es de 8 a 10 de la mañana. 
  • Si utilizas calefacción eléctrica, intenta hacerte con un calefactor que se pueda programar. Así, si no estás en casa, se activará en los periodos baratos y la casa quedará caliente para el resto del día. 
  • Contrata la potencia adecuada. ¿Cómo sé cuál es? Lee las instrucciones de tus electrodomésticos, donde suelen indicarlo. Después, suma el consumo de aparatos que tienes encendido al mismo tiempo y calcula un margen para la iluminación o aparatos pequeños. El resultado es la potencia real que necesitas. 
  • Tampoco es mala idea revisar la instalación eléctrica para el año que viene. La recomendación es de hacerla al menos cada 10 años en casas nuevas y si tiene más de 25 años el inmueble, cada cinco. La revisión y el arreglo de enchufes, interruptores y conexiones también puede ayudar a tu bolsillo. 
  • El uso de bombillas LED también te ayudará a ahorrar y será beneficioso. Duran más horas y, además, no contienen ningún elemento tóxico. 
  •  Otro viejo truco es el de desconectar los aparatos y las regletas. Lo mejor es tener regletas con interruptor y así podrás apagarlo por la noche. Si no, desenchufa aparatos como la televisión cuando no los uses. Recuerda: el modo stand by consume también. 
 

SOMOS LO QUE HACEMOS