NOTICIAS
11/12/2019 16:24 CET

¿Qué son los Puntos Negros y qué hace la administración para prevenir accidentes en estos tramos?

La precaución es clave.

Mantener las carreteras en perfecto estado es una de las obligaciones de la Administración de cualquier país. Pero los años de crisis económica y la falta de recursos han conducido al deterioro constante de muchas de las carreteras españolas. En muchos casos la situación se debe a la ausencia de un mantenimiento constante de las carreteras. Como consecuencia existen ciertos tramos considerados de riesgo llamados puntos negros en los que, por desgracia, se producen más accidentes mortales que en la media nacional de carreteras.

Los conductores debemos extremar las precauciones en estos puntos negros ya que esta calificación nos pone sobre aviso de que existe un riesgo real de sufrir un peligroso accidente. Por ejemplo, hay que estar muy atentos en las carreteras que disponen solo de un carril para cada sentido e intersecciones peligrosas. La precaución es fundamental cuando circulamos en este tipo de vías y debemos mantener los ojos muy abiertos por si nos encontramos con situaciones peligrosas como las curvas pronunciadas, los adelantamientos o los cambios de rasante.

Además de mantener siempre la precaución en estos puntos negros, es fundamental contratar un buen seguro para nuestro vehículo que nos proteja ante posibles accidentes o los diversos problemas que podemos sufrir en carretera. Seguros como el que puedes calcular aquí con el que podrás conducir siempre con tranquilidad.

La DGT define como Punto Negro “aquel emplazamiento perteneciente a una calzada de una red de carreteras en el que durante un año natural se hayan detectado 3 o más accidentes con víctimas con una separación máxima entre uno y otro de 100 metros”. El Ministerio de Fomento sin embargo utiliza el término Tramo de Concentración de Accidentes (TCA) para referirse a los puntos peligrosos de una red de carreteras y considera como tal “aquel tramo de la red que presenta un riesgo de accidente significativamente superior a la media”.

La Dirección General de Tráfico señala también muchos de estos puntos negros y los mantiene vigilados con cámaras y radares para evitar posibles accidentes. Intentan evitar que en estos tramos los conductores superen los límites de velocidad, utilicen el teléfono móvil cuando conducen, usen siempre el cinturón de seguridad y que los niños vayan sentados en sillas infantiles de seguridad homologadas y en una posición correcta.

La Administración debe tomar medidas urgentes ante la existencia de los puntos negros y  los TCA.  Por ejemplo, proceder a su eliminación lo que supondría inevitablemente el cambio de trazado. El problema es aunque es la solución más efectiva en la mayoría de los casos no siempre es posible y puede resultar muy costosa. En estos casos la Administración debe optar por soluciones alternativas como reforzar la señalización o implantar radares preventivos.

En muchos de los accidentes que se dan en estos puntos negros, la mortalidad suele estar relacionada con el exceso de velocidad por lo que estas soluciones alternativas pueden mejorar la situación. En caso de accidente no resulta determinante ante la justicia argumentar que se trata de un punto negro o un TCA reconocido por Fomento, sino que hay que justificar con los informes periciales correspondientes, que se ha vulnerado la normativa sobre trazado y señalización y demostrar que la siniestralidad en ese kilómetro concreto es superior a kilómetros cercanos de esa misma vía durante un periodo de tiempo. Habría que demostrar que la Administración que no adoptó las medidas necesarias para la eliminación del riesgo.

Por lo tanto, si vas a realizar un viaje por carretera con tu familia o en solitario, consulta estos puntos negros señalados por la Dirección General de Tráfico o los TCA marcados por Fomento. Te ayudará a estar atento a los tramos con más peligro. Intenta circular con la máxima precaución y siguiendo todas las recomendación de la DGT por estas carreteras para evitar cualquier accidente.  Conocer estos puntos negros cuando circulas con tu vehículo puede salvarte la vida.