Rápido y muy eficaz: el truco para que los cordones de las zapatillas vuelvan a ser blancos

10 minutos y estarán listos.

Un par de días en el campo y los cordones blancos de las zapatillas deportivas cambian inmediatamente de color. Ocurre también cuando salen al asfalto y se topan con la contaminación. El brillo pasa a segundo plano y los tonos entre grises y marrones ganan protagonismo. Ni siquiera desaparecen al pasar por la lavadora.

No hay que darlos por perdidos. En la página de Facebook Mrs Hinch Cleanig Tips han compartido un sencillísimo truco para conseguir que los cordones vuelvan a lucir como nuevos. 10 minutos y estarán listos.

Sólo hay que tener a mano un quitagrasas tipo KH-7 (en esta web proponen Elbow Grease). En un recipiente se colocan los cordones y se rocían bien con el producto, a continuación hay que frotarlos bien y exprimirlos. Hecho esto, hay que dejar actuar el quitagrasas durante unos cinco minutos.

La maniobra importante viene ahora. Agarrar un extremo del cordón con una mano y con la otra pinzar el cordón con el dedo pulgar e índice e ir bajando para retirar la suciedad. Repetir la operación 2 o 3 veces y después pasar el cordón por debajo del grifo para aclararlo.

El youtuber SneakerHeadInTheBay cambia el quitagrasas por detergente de lavadora y recomienda ponerse guantes y usar una toalla pequeña para acabar de retirar la suciedad. Su método sería el siguiente: