POLÍTICA
01/07/2019 14:05 CEST | Actualizado 01/07/2019 14:35 CEST

Sánchez y Batet mantendrán este martes una conversación telefónica para fijar la fecha del debate de investidura

Después de que se aplazara al marte la cumbre extraordinaria para decidir el reparto de los principales cargos comunitarios.

EFE

La presidenta del Congreso, Meritxell Batet, y el presidente del Gobierno en funciones, Pedro Sánchez, mantendrán este martes a lo largo de la mañana una conversación telefónica para fijar la fecha del debate de investidura, según fuentes del Congreso.

Esta decisión se ha adoptado después de que el presidente del Consejo Europeo, Donald Tusk, haya decidido este lunes, tras casi 20 horas de negociaciones entre los líderes europeos, suspender hasta el martes la cumbre extraordinaria para decidir el reparto de los principales cargos de las instituciones comunitarias, ante la incapacidad de alcanzar un acuerdo de consenso.

Tras dicha comunicación, Batet convocará a la prensa para anunciar la fecha que, según distintas impresiones de fuentes parlamentarias, podría enmarcarse en la tercera semana de julio, que comienza el día 15, o en la siguiente, la del 22.

Por el momento Sánchez no cuenta con los apoyos necesarios para sacar adelante la investidura, pero su intención es presentarse a ella en julio.

Una investidura fallida serviría, no obstante, para poner en marcha los plazos que conducirían a una nueva convocatoria de elecciones.

Sánchez recibió el encargo del rey para someterse a la investidura el pasado 6 de junio, y desde entonces ha tenido diversas reuniones con los líderes de Podemos, Pablo Iglesias, y del PP, Pablo Casado. Solo una vez se ha visto con el presidente de Ciudadanos, Albert Rivera.

Con Iglesias, según ha trascendido, se han producido tres reuniones, una en el Congreso y las otras dos en el Palacio de la Moncloa, y el resultado tras ellas es un distanciamiento que, por el momento, aleja el apoyo de la formación “morada” a la investidura de Sánchez.

Con Casado, por su parte, el presidente en funciones se ha entrevistado dos veces: la que tuvo lugar en el Congreso a mediados de junio y en La Moncloa unos días más tarde.

Rivera acudió a la reunión del Congreso con Sánchez, pero no a la sede de Presidencia a la que fue convocado en días posteriores.

Así la situación, sin el respaldo garantizado de ninguna de estas tres formaciones, el candidato del PSOE a la investidura tiene intención de acudir a la sesión del Congreso.

Su propósito es acordar la fecha con Batet mañana, pero no será cara a cara por su obligatoria presencia en Bruselas, sino por teléfono. Recuerdan fuentes socialistas que no es la primera vez que la comunicación para tal fin se hace por vía telefónica. 

Photo gallery Meritxell Batet See Gallery

ESPACIO ECO