ECONOMÍA
03/09/2019 12:16 CEST | Actualizado 03/09/2019 16:56 CEST

Stella McCartney se alía con LVMH

En septiembre se sabrán todos los datos de la operación.

Nadie sabía cuál sería el futuro de Stella McCartney y su firma de moda de lujo tras abandonar Kering. Había crecido bajo el paraguas de François Pinault y dejar una de las tres grandes multinacionales del sector parecía un mal negocio. De hecho, la decisión la tomó la dirección del grupo francés ya que “había que deshacerse de las marcas que no eran superlujo y centrarse en las maison que realmente podían ofrecer un valor añadido”. En la decisión de ese momento pesó, y mucho, la necesidad de Kering de reflotar Gucci, modernizar Balenciaga y reposicionar YSL.

Y Stella se quedó compuesta y con su empresa. El 100% de la empresa que lleva su nombre, una facturación de 170 millones de euros al año y la necesidad de reinventarse o morir.

Y se ha reinventado de la mano del gran enemigo de Pinault, el también francés Bernard Arnault, el todopoderoso presidente del conglomerado LVMH. La diseñadora británica es sinómimo de lo que se ha venido a denominar el “lujo consciente y sostenible”.

Gran defensora del medio ambiente, activista vegana y comprometida con el medio ambiente, McCartney llevaba meses en negociaciones para buscar el socio adecuado y, según sus declaraciones a The New York Times, “nadie tan comprometido con su visión sobre la moda y la sostenibilidad que Bernard Arnault y su hijo Antoine”. “Han demostrado pasión por mi forma de entender la moda, y será una unión a largo plazo”, explicó la diseñadora. 

De momento el plazo, así como los términos de la “unión” son absolutamente desconocidos por el mercado. Se supone que el grupo, que cotiza en bolsa, los hará públicos en septiembre, aunque el impacto en las cuentas de LVHM de esta nueva aventura/adquisición/toma de participación será muy pequeño.

Sí tendrá un impacto en la multinacional la propia McCartney, que asesorará al comité ejecutivo en materia de sostenibilidad, ética y ecología.

Un nuevo mundo se abre para Stella McCartney, un peso pesado de la moda british que siempre quiso tener inspiración francesa en sus venas, y que vende con la genialidad del marketing italiano. Veremos si a la segunda va la vencida.

Photo gallery Bolsos de famosas See Gallery