Tanxugueiras, twelve points

Ocurra lo que ocurra, vayan o no finalmente a Eurovisión, con su propuesta España ya ha ganado.
Tanxugueiras, durante el rodaje de Figa.
Tanxugueiras, durante el rodaje de Figa.
ROCIO CIBES

En Vilagarcía de Arousa, el colectivo feminista en el que participo, O Soño de Lilith, organiza un festival llamado Festivala, mulleres creando. La idea surgió de una evidencia, la menor presencia de mujeres en los eventos culturales. Pretendíamos crear un espacio donde las artistas puedan desarrollar sus actividades y compartir experiencias sin necesidad de cuotas. Visibilizar a creadoras que muchas veces carecen de plataformas en las que exponer lo que hacen. Van cinco ediciones y hay que reconocer que la cosa crece, a pesar de la pandemia y de la falta de experiencia para realizar un festival de estas características. Pero en medio de las dificultades surgen siempre cosas bonitas.

Por ejemplo, cuando este septiembre -tras actuar esa mañana- La Mare y María Ruiz se unieron a nosotras en la comida y comenzaron a improvisar canciones durante la sobremesa. Lo bonito fue ver a esta gaditana y a esta alicantina tomar la pandereta para tocar y cantar en galego temas de Mercedes Peón o de nuestra música popular con la misma entrega y desparpajo que ponen en el escenario. Una tras otra, tendiendo puentes. Frente a quienes quieren convertirla en exclusión, la cultura se caracteriza, precisamente, por ser acogida.

“Que España es multicultural y plurilingüe es innegable. A pesar de quienes aprovechan esto para excluir”

También durante aquellos días me escribió mi amiga Alba para decirme que creía haber estado cerca de mi casa. La habían sorprendido con un viaje desde Alicante a Galicia para asistir a un concierto de Xabier Díaz en el festival As Revenidas en Vilaxoán de Arousa y me envió un vídeo en el que se la ve bailando una muiñeira.

Precisamente, en ese festival actuó también Tanxugueiras, de las que mucho se habla las últimas semanas. Tanto que, recientemente, a la vicepresidenta Yolanda Díaz le preguntaron en ‘Buenismo bien’ por su opción favorita para Eurovisión dando por sentada su respuesta. En su intervención, Yolanda Díaz se refirió a la apuesta por la pluriculturalidad de la canción Terra con la que las gallegas buscan su presencia en Eurovisión.

Que España es multicultural y plurilingüe es innegable. A pesar de quienes aprovechan esto para excluir, una gran parte de la sociedad se siente, cada vez, más concernida, y esto se concreta en lo que escuchamos, en lo que leemos o en lo que nos gusta ver. Además de su carácter performativo, la cultura es expresión y reflejo, lo que la hace más permeable a las modulaciones sociales que, por ejemplo, la política, y resulta un buen indicador de cambios no inmediatamente perceptibles.

“Ocurra lo que ocurra, vayan o no finalmente a Eurovisión, con su propuesta España ya ha ganado”

Un dato interesante, en los últimos cuatro años el premio nacional de poesía ha sido para cuatro mujeres -Antonia Viçens, Pilar Pallarés, Olga Novo y Miren Agur Meabe- por obras escritas en catalán, galego y euskera. Sólo hay que mirar la trayectoria de este galardón para entender que algo está cambiando. Lo extraño es que los de la España carpetovetónica no hayan visto en esto una afrenta al español.

Quizás es que ellos no son tanto de poesía -por mucho que osen decir que Lorca votaría a Vox- y se inclinan más por la tradición, cuya pulsión conservadora la hace más susceptible de echarle el cerrojo, aunque eso suponga dejar cada vez a más gente fuera. Todo lo contrario a lo que hacen Tanxugueiras abriendo ensanchando la tradición. “Non hai fronteiras”, sólo nuevos horizontes. Ocurra lo que ocurra, vayan o no finalmente a Eurovisión, con su propuesta España ya ha ganado. Tanxugueiras, twelve points.

Popular in the Community