INTERNACIONAL
21/03/2019 12:55 CET

El sospechoso del tiroteo de Utrecht se había "radicalizado"

Los fiscales del caso puntualizan que aún no está claro si estamos ante un caso de terrorismo puro o tiene implicaciones personales

Piroschka Van De Wouw / Reuters
Una cadeneta de manos unidas, homenaje a las víctimas del tiroteo, en la parada del tranvía donde ocurrieron los hechos. 

El principal detenido por el tiroteo de Utrecht (Holanda), un hombre turco de 37 años, actuó solo durante el ataque en el interior de un tranvía de la ciudad holandesa, confirmó hoy la Fiscalía.

En un comunicado, agregó que se está investigando si el acusado atacó ”únicamente por un móvil terrorista o si sus acciones se basaron en problemas personales en combinación con ideas radicalizadas”.

Gökman Tanis pasará mañana viernes a disposición judicial para decidir si hay pruebas suficientes para mantenerle en detención preventiva.

Aunque todavía no se le imputa ningún delito determinado, la Fiscalía se refiere a tres posibles, algunos castigados con la cadena perpetua: asesinato múltiple premeditado, homicidio con un fin terrorista o intento de ataque y amenazas con objetivos terroristas.

Estudio psiquiátrico

La investigación sigue en marcha, aunque se descarta por ahora que el presunto atacante tenga una relación familiar o sentimental con alguna de sus víctimas o que haya recibido ayuda de terceros durante el tiroteo.

El Instituto Holandés de Psiquiatría y Psicología Forense (NIFP, por sus siglas en inglés) será el encargado de investigar la personalidad del acusado, para determinar también su estado psicológico.

Hay otra persona aún detenida en relación con lo ocurrido, un hombre de 40 años de Utrecht, y se está investigando si pudo haber tenido un papel secundario en la actuación de Tanis, pero siempre al margen del incidente del tiroteo en el tranvía. 

Also on HuffPost
Photo gallery Tiroteo en Utrecht (Países Bajos) See Gallery

ESPACIO ECO