POLÍTICA
21/03/2019 10:37 CET | Actualizado 21/03/2019 18:14 CET

Torra desafía a la Junta Electoral con otra pancarta a favor de los presos

EFE

Nuevo capítulo de los lazos en Cataluña. El presidente de la Generalitat, Quim Torra, ha sustituido este jueves la pancarta a favor de los “presos políticos” del balcón del Palau de la Generalitat por otra con el mismo mensaje pero que, en lugar de un lazo amarillo, tiene uno blanco con una franja roja.

Torra ha aplicado de esta manera la resolución de la Junta Electoral Central (JEC) después de que el Síndic de Greuges, Rafael Ribó, le recomendara cumplir con la orden de ese organismo de que se retiraran los lazos amarillos de los edificios públicos de la Generalitat. 

La acción se ha llevado a cabo a las 10:20 horas de la mañana.

Por otro lado, empleados municipales de limpieza han sacado este jueves de madrugada, alrededor de las 3:00, los lazos atados a las vallas que protegen la Generalitat y el Ayuntamiento de Barcelona, en la plaza Sant Jaume, pero después otras personas los volvieron a colocar. 

Torra desatendió la pasada semana el primer plazo de 48 horas que le había dado la JEC para quitar esos símbolos por ser contrarios a la neutralidad que se exige a los poderes públicos en periodo electoral, y este martes tampoco atendió el ultimátum extra de 24 horas que se le había dado.

Al cumplirse el segundo plazo fijado por la JEC, este martes a las 15:00 horas, el Gobierno informó a la Junta Electoral Central  de que el Palacio de la Generalitat y ocho consejerías del Gobierno catalán continuaban exhibiendo lazos amarillos, conforme a los datos trasladados por la Delegación del Gobierno en Cataluña que dirige Teresa Cunillera.  

Torra alega a la JEC que ya no hay lazos amarillos

El presidente catalán ha mandado por la tarde a la Junta Electoral Central (JEC) un escrito de alegaciones en el que señala que ya no hay “esteladas ni lazos amarillos” en los edificios públicos de la Generalitat.

Por ello, solicita a la JEC que “acuerde desestimar” la denuncia presentada por Ciudadanos, en la que se pedía sancionar a Torra y forzar la retirada “inmediata” de la simbología soberanista de los edificios públicos dependientes de la Generalitat.

A fecha de hoy, y tal y como solicita el acuerdo de la JEC de 11 de marzo de 2019, y como es público y notorio, no hay ‘esteladas o lazos amarillos’ en las sedes de la Generalitat de Cataluña”, alega Torra.

 

 

La Junta pide información a la Delegación

Tras conocerse estos hechos, la Junta Electoral Central ha pedido a la Delegación del Gobierno en Cataluña que le facilite nueva información sobre el grado de cumplimiento de la orden de retirada de lazos amarillos y banderas esteladas de los edificios de la Generalitat, y si han sido sustituidos por otros elementos.

La JEC ha pedido a la Delegación del Gobierno que le envíe esa información, adjuntando fotografías de dichos edificios representativos, antes de las 16:00 horas para que pueda analizarla en su reunión prevista para una hora después en el Congreso de los Diputados.

El síndic no se pronuncia

Por su parte, el síndic de Greuges, Rafael Ribó, ha rechazado valorar la idoneidad o no de la nueva pancarta que ha desplegado el Govern y no ha aclarado si tiene previsto hacer una nueva resolución sobre el tema.

“No quiero valorar nada de lo que se ha producido a partir de esta madrugada (...). Son unos acontecimiento que por nuestro rigor institucional aun no los podemos valorar”, ha explicado en declaraciones a los medios desde el Parlament tras participar en un debate.

Ribó ha argumentado que aun no puede precisar si se pronunciará sobre la nueva pancarta: “Todos los informes los haremos en función de si lo consideramos necesario. Si lo que hay en un informe anterior ya es lo suficientemente sólido, nos remitiremos a los anteriores”.

“Cubilete de trilero”

El presidente del Partido Popular, Pablo Casado, ha afirmado que Torra juega a “los cubiletes de los trileros” al sustituir el lazo amarillo del balcón de la sede del Gobierno catalán por uno blanco con una franja roja y el mismo mensaje por los “presos políticos”.

“Torra sigue jugando a los cubiletes de los trileros. Ahora esconde el lazo amarillo, presenta el lazo blanco, pone una estrella amarilla”, indicó Casado ante la prensa en Bruselas, donde participa en una reunión de líderes del Partido Popular Europeo previa al Consejo Europeo.

Para Casado, “al final el problema es que (Torra) a quien está engañando es al Gobierno de España o, mejor dicho, quien se está dejando engañar es (el presidente del Gobierno, Pedro) Sánchez, porque necesita sus votos”.

“Lo dramático de todo esto es que ni siquiera un presidente autonómico es capaz de cumplir las resoluciones de la Junta Electoral Central o de la propia Fiscalía, que ya tiene nuestro recurso en el caso de que siga por esta línea de desobediencia”, comentó.

Actuar “con toda contundencia”

El PSOE espera que la JEC actúe “con toda contundencia” ante la decisión del presidente catalán, Quim Torra, de sustituir el lazo amarillo que lucía en la sede de la Generalitat por un lazo blanco cubierto por un trazo rojo acompañado de una leyenda pidiendo la libertad de los presos por el ‘procés’. “Esto es una burla y una tomadura de pelo”, ha sentenciado el secretario general del Grupo Socialista en el Congreso, Rafael Simancas.

“Esperamos que la Junta Electoral actúe con total contundencia. Ya está bien de tomaduras de pelo”, ha sentenciado el dirigente socialista, quien ha pedido a Torra que “se dedique a gobernar” y deje de “degradar las instituciones” con el objetivo de “alimentar los problemas para obtener un rendimiento político”.

Según ha denunciado en el Congreso, Torra no está “tomando el pelo” a la JEC o a Gobierno, sino a los ciudadanos de su comunidad, porque todo el mundo sabe que en periodo electoral las fachadas de las instituciones públicas tienen que estar “limpias” de símbolos partidistas.

Photo gallery Quim Torra See Gallery

ESPECIAL PUBLICIDAD