TENDENCIAS
20/01/2020 17:59 CET

Trasteros: el nuevo auge español

De fines puramente prácticos, un trastero es la solución al desorden y a la problemática de mantener espacios ordenados.

El alquiler de trasteros hace furor en España. Importada de Estados Unidos, esta nueva moda llegó a las ciudades más importantes para quedarse y promete ser una organizada manera de descartar todos los objetos en desuso, sin deshacerse realmente de ellos. Además, ayuda también a las empresas que buscan descentralizar sus instalaciones. ¿De qué se trata esta nueva tendencia? 

¿Qué es un trastero?

Un trastero es un espacio que se utiliza para almacenar objetos en desuso o trastos y, precisamente de allí, proviene su nombre. Ya sean valores afectivos que no estamos listos para descartar, ropa de otra temporada, muebles o papeles importantes, el trastero sirve para guardar todo aquello que queremos conservar cuando no disponemos del lugar suficiente en nuestra propia casa. Sin embargo, no es una tendencia que implique únicamente la organización y el orden de un hogar, sino que sus beneficios se trasladan también al mundo de los negocios. Una empresa puede sacar provecho de estos espacios ya sea para almacenar documentación o materiales cuando no se cuenta con el espacio necesario. De fines puramente prácticos, un trastero es la solución al desorden y a la problemática de mantener espacios ordenados.

 

Tipos de trasteros

El primer punto a tener en cuenta al momento de decidir la opción de almacenamiento más conveniente es con qué fin se usará el trastero, pues los hay de distintos tipos. Existen distintas opciones para personas particulares y para empresas y los precios del alquiler varían de acuerdo con las necesidades específicas de cada uno.

Para personas particulares, estos depósitos podrían ser muy útiles durante una mudanza o la remodelación de una casa. En una mudanza, muchas veces, la transición entre un alojamiento y otro no es tan rápida como debería y, si debemos dejar nuestra casa, pero aún no podemos mudarnos a nuestra nueva vivienda, contaremos con la opción de guardar nuestras pertenencias en otro lado. Asimismo, tal vez estemos por mudarnos a otro país y no queramos deshacernos de nuestros objetos personales. Contar con la seguridad de que nuestras cosas estarán protegidas al volver es razón suficiente para hacer uso de esta nueva tendencia. Por otra parte, si tenemos que remodelar alguna habitación de nuestro hogar y no contamos con el espacio suficiente para mover los muebles de lugar, un trastero nos brindará el espacio necesario.

Las empresas, organizaciones, pequeñas starups y autónomos podrían beneficiarse de alquilar estos espacios para almacenamiento de archivo o productos si no cuentan con un lugar para ello. En cuanto al archivo, el espacio probablemente requiera estantes o archivadores para que la documentación esté organizada como corresponde. En el caso de productos, tener el stock de tu compañía en un espacio independiente ayudará a mantener una zona de trabajo más limpia y organizada. Sea cual sea la necesidad, hay todo tipo de espacios disponibles. 

 

Cómo alquilar un trasteo

Cada vez hay más opciones para alquilar trasteros. Empresas como Homebox España ofrecen almacenes para archivar distintos tipos de muebles y objetos, a condición de que no sean ilegales ni se trate de seres vivos o sustancias inflamables.

Evaluar el tamaño de trastero requerido es muy simple gracias a los simuladores en línea que evalúan las necesidades particulares de cada uno. Con solo ingresar el tamaño en metros cuadrados de nuestro espacio y determinar qué tan lleno está, el simulador indicará cuál es la solución adecuada. Elegido el tipo de almacén requerido, solo es cuestión de encontrar el centro de almacenamiento más cercano y completar una solicitud.

Por lo general, el interesado deberá presentar su documento de identidad, un justificante de domicilio, un depósito de garantía y el pago del primer mes por adelantado. Una vez firmado el contrato de alquiler, se podrá acceder al trastero para comenzar a almacenar los objetos en desuso. Adicionalmente, la empresa podría poner a disposición cajas, carretillas y todo lo necesario para que transportar las cosas sea lo más sencillo posible.

El boom de los trasteros se mantiene en pleno auge. Desde la necesidad de los jóvenes de vivir en espacios más pequeños a startups que buscan abaratar costos antes de que el negocio despegue, esta tendencia parece ser la respuesta a la desorganización en tiempos en que el espacio es tan codiciado.

EL HUFFPOST PARA PHILIPS HUE