Los otros usos del detergente de lavavajillas: tres trucos de limpieza que no tienen que ver con lavar platos

Hay vida mucho más allá.

Quien tiene detergente de lavavajillas en pastillas tiene un tesoro en lo que a limpieza del hogar se refiere. El uso de estas cápsulas va mucho más allá de lavar platos, vasos o cubiertos. De hecho, entre los muchos trucos de limpieza que circulan últimamente por internet hay tres imprescindibles para hacer con estas pastillas. Tienes que conocerlos porque te ahorrarás mucho trabajo.

Dejar la mampara de la ducha reluciente

Una pastilla y una esponja bastan para dejar la mampara de la ducha como nueva. Ni siquiera se necesita mucho tiempo para poner en práctica este truco compartido recientemente por una usuaria de la página de Facebook Mums Who Clean (Madres que limpian).

Lo primero es hacer un agujero en la esponja, en el que se incruste bien la pastilla, y lo siguiente sería ponerse manos a la obra. Tan sencillo como humedecer la mampara y luego frotar. Quedará como nueva y, según la usuaria, se mantendrá limpia durante semanas.

Este truco sigue más o menos la misma fórmula. Lo compartió otra usuaria de esta página de Facebook. “Después de años usando productos químicos fuertes, me sorprende que lo único que necesito es una pastilla para lavavajillas, agua tibia y un exfoliante ligero”, escribió.

De lo que se trata es de sumergir la pastilla de jabón en una olla con agua tibia y luego usarla para eliminar las manchas de la puerta. Lo importante es que la cápsula esté siempre húmeda y, por eso, hay que ir sumergiéndola constantemente en el agua tibia. Así no dejaremos que se seque.

Para limpiar la parrilla o la bandeja del horno, se necesita papel de aluminio, una bañera, agua caliente, la pastilla del detergente de lavavajillas y dos horas.

El mecanismo es sencillo. Hay que cubrir la parrilla o bandeja del horno con el papel de aluminio, después llenar la bañera con agua caliente, echar la pastilla de detergente, meter las bandejas en la bañera y dejar que actúe durante dos horas. La reacción química que se produce cuando el jabón entra en contacto con el papel de aluminio hace que la bandeja quede como nueva.

12 rincones de casa que deberías limpiar con más frecuencia