POLÍTICA
24/09/2018 12:01 CEST | Actualizado 24/09/2018 12:05 CEST

Una grabación de 2009 revela una supuesta relación personal entre Delgado, Garzón y Villarejo

La web 'Moncloa.com' logra los audios de una comida en la que hablan con familiaridad, pese a que la ministra ha negado cualquier "relación personal, profesional, oficial o no oficial".

MARISCAL / EFE
La ministra de Justicia, Dolores Delgado, en una imagen de archivo.

La ministra de Justicia, Dolores Delgado, lleva días negando cualquier relación con el polémico excomisario José Manuel Villarejo. Ha llegado a emitir formalmente dos notas de prensa en las que respondía a informaciones aparecidas en diversos medios que aseguraban que Villarejo le pidió a la entonces fiscal de la Audiencia Nacional (AN) que interviniera personalmente para denegar la extradición de un empresario guatemalteco. Delgado ha reconocido que tuvo contacto "sólo en eventos" con el citado policía, siempre en presencia de otras personas y nunca relacionadas con su cargo en la AN: "Ningún tipo de relación personal, profesional, oficial o no oficial", aseguraba.

Sin embargo, este lunes han aparecido nuevos datos al respecto, por los que el PP va a pedir su reprobación y su marcha del Gobierno. La web Moncloa.comha publicado una serie de cortes de voz procedentes de una grabación registrada durante una comida en la que, supuestamente, se sientan a la mesa la ministra Delgado, Villarejo y el exjuez Baltasar Garzón. Estos audios, sostiene la información, ponen de manifiesto que en octubre de 2009, la titular de Justicia tenía una "estrecha amistad" con el excomisario, indica en el titular.

El citado medio explica que la invitación a la comida -que se celebró en el restaurante Rianxo de Madrid- fue cursada por Villarejo, con motivo de la celebración de la medalla al mérito que le habían concedido, y en ella están presentes además de Garzón y Delgado, tres mandos policiales de la DAO (dirección adjunta operativa): Enrique García Castaño, Gabriel Fuentes (ambos imputados hoy día) y Miguel Ángel Fernández Chico, que ya ha fallecido.

Durante las más de tres horas y media que duró la comida, los audios recogen comentarios familiares, como en una sobremesa cordial; se bromea, dice el medio, de sexo y asuntos judiciales y se escucha cómo los policías se refieren a Delgado y a Garzón como "Lola" y "Balta".

Entre las conversaciones que tienen también se habla del caso Alakrana, que era entonces un tema de primera plana, un asunto que recayó en manos de Garzón, por estar de guardia. La persona identificada en la cinta como Delgado comenta que España está dando una imagen "horrible", "de país bananero" y "de coña".

Tanto la ministra como el exjuez hablan además en la comida de algunos de sus compañeros: Garzón critica al entonces presidente de la Audiencia Nacional, el "acojoneras Angelito Juanes", por salir en defensa del magistrado Eloy Velasco "cuando ha puesto a la etarra (Maite Aranalde) en polvorosa" -en "libertad máxima" precisa Delgado-. Asimismo, ambos hablan también del juez Santiago Pedraz y del entonces fiscal general del Estado, Cándido Conde-Pumpido.

Esta información llega después de que se supiera que la Audiencia Nacional investiga una anotación realizada por Villarejo en la que menciona una cita con Delgado cuando era fiscal de la Audiencia Nacional.

RESPONSABLEMENTE