Unesco pide a España el cierre de fincas junto a Doñana que PP, Cs y Vox pretenden legalizar

El organismo también solicita al Gobierno información sobre la ampliación de regadíos junto al parque natural, según 'El País'.
El presidente de la Junta de Andalucía, Juan Manuel Moreno, ante un cartel promocional de Doñana.
El presidente de la Junta de Andalucía, Juan Manuel Moreno, ante un cartel promocional de Doñana.
María José López/Europa Press via Getty Images

La Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (Unesco) ha exigido al Gobierno de España que ponga fin a las fincas ilegales de fresas, así como a los pozos de agua clandestinos, localizados junto al Parque Nacional de Doñana (Andalucía). Se trata de una reclamación que choca directamente con las pretensiones del Partido Popular, Ciudadanos y Vox, formaciones que quieren legalizar 1.460 hectáreas de este tipo de explotaciones mediante una iniciativa parlamentaria, según ha publicado El País.

El organismo internacional ha solicitado al Ejecutivo información y una evaluación de los daños que podría provocar en la reserva natural, Patrimonio de la Humanidad. Se trata de una petición que se ha producido después de que dos años antes exigiese la eliminación de invernaderos que impactan en el nivel de agua del parque situado en las provincias de Huelva, Cádiz y Sevilla.

Según El País, el director del Centro de Patrimonio Mundial del organismo internacional, Lazare Eloundou ha enviado una carta, de 50 páginas, al embajador español José Manuel Rodríguez Uribes en la que solicita que comunique “lo más pronto posible” de los planes y consecuencias de la iniciativa de las tres formaciones políticas.

Un ave en el parque natural de Doñana, junto al que se sitúan fincas ilegales y pozos de agua clandestinos.
Un ave en el parque natural de Doñana, junto al que se sitúan fincas ilegales y pozos de agua clandestinos.
CRISTINA QUICLER via AFP via Getty Images

El Gobierno tiene de plazo hasta el próximo 1 de diciembre de 2022 para remitir a la Unesco el informe sobre el estado de conservación de Doñana, un documento que podría evitar la inclusión del parque natural en el listado de patrimonios naturales en peligro.

El organismo también ha apuntado al Ejecutivo en la misiva remitida al exministro de Cultura que los países miembros “pueden informar de los nuevos desarrollos que pudieran modificar el valor excepcional”.

El informe debe notificarse antes de que decisiones difícilmente reversibles sean tomadas, para que el comité [del patrimonio mundial] pueda participar en la búsqueda de soluciones apropiadas para asegurar la preservación del valor universal y excepcional del bien protegido”. Extracto de la misiva de la Unesco a la que ha tenido acceso ‘El País’

En este sentido, la carta y petición del organismo internacional está motiva por la denuncia presentada desde la organización ecologista WWF, puesto que la propia Unesco la adjunta en su misiva.

Incendio a las puertas de Doñana