BLOGS
26/06/2012 10:44 CEST | Actualizado 25/08/2012 11:12 CEST

Libros para entender la guerra secreta de Obama

El uso extensivo de drones y de fuerzas especiales ha sido un rasgo característico de las maneras de hacer del presidente de EE UU más allá de sus fronteras. No es que sea un pionero, George Bush ya los utilizó.

A medida que nos acercamos al final de este mandato de Barack Obama tocará ir haciendo balance de su obra de Gobierno. Últimamente además de las incertidumbres que genera el desempleo en Estados Unidos también ha comenzado a valorarse su política exterior, y en especial lo que se ha llamado como su guerra secreta contra Al Qaeda y algunas operaciones encubiertas contra Irán.

Sin duda, el uso extensivo de drones (aviones no tripulados) y de fuerzas especiales ha sido un rasgo característico de las maneras de hacer del presidente de EE UU más allá de sus fronteras. No es que sea un pionero, George Bush ya utilizó comandos y aviones no tripulados en sus guerras de Afganistán e Irak, aunque siempre prefirió exhibir un músculo militar más convencional.

En el caso de Obama, en su presidencia se han cosechado los resultados más vistosos: la muerte de Osama Bin Laden a manos de los SEAL y la proliferación de ataques contra miembros de Al Qaeda y sus grupos asociados en Pakistán, Yemen o Somalia.

Toda esta doctrina de guerra secreta está teniendo su reflejo en artículos publicados en The New York Times, Rolling Stone y The Atlantic, que generan un debate a favor y en contra. Algunos de estos referencian libros que analizan esta nueva manera de hacer la guerra, lo que muchos han llamado la doctrina Obama.

Uno de los primeros que mostró como Barack Obama recurría a estrategias no tan convencionales fue el del veterano periodista Bob Woodward, en Obama's War. Aunque se centraba mucho en las divisiones en el seno de su gabinete sobre la estrategia a seguir en Afganistán -aumento de tropas o retirada-; también hablaba de las fuerzas paramilitares de la CIA.Se trataba de 3.000 hombres (principalmente afganos) que se infiltraban en las zonas tribales para acabar con líderes talibanes.

Si queremos conocer la generalización del uso de vehículos no tripulados hay que recurrir al libro de Peter W. Singer Wired for War que muestra cómo serán los campos de batalla en los próximos años, dominados por robots, como los célebres predators. Singer es todo un referente a la hora de conocer los factores claves en el futuro de los conflictos. Su obra Corporate Warriors informaba sobre el auge de las compañías militares privadas, antes de que se hiciera célebre la siniestra Blackwater.

Como se ha dicho, otro pilar fundamental son las aguerridas fuerzas especiales (SEALS, Delta Force, Boinas Verdes,...) y también tienen una nutrida presencia en las librerías. The Command: Deep Inside President's Secret Army de Marc Abinder y D. B Grady, periodistas de The Atlantic; presentan un interesante repaso al creciente protagonismo que han ido adquiriendo los comandos en la estrategia militar de EEUU desde 2001. Luego tenemos The Operators: the Wild and Terrifying Inside Story of America's War in Afghanistan de Michael Hastings, periodista de Rolling Stone, que publicó el célebre reportaje donde el general McChrystal criticó a Barack Obama y le costó el cargo como jefe militar en Afganistán. El polémico artículo era parte del trabajo de Hastings para escribir esta obra.

Para entrar más en materia sobre las acciones secretas que autoriza Barack Obama tenemos los explícitos títulos Kill or Capture: The War on Terror and the Soul of the Obama Presidency y Confront and Conceal: Obama's Secret Wars and Surprising Use of American Power. En el primer caso, el autor Daniel Klaidman (de Newsweek), muestra como Obama hace equilibrios entre sus postulados más idealistas y una apuesta por el realismo que le lleva ordenar las muertes de terroristas; además, su propio gabinete estaría dividido entre la captura a los militantes de Al-Qaeda o sus ejecuciones en acciones militares.

En el caso de Confront and Conceal de David Sanger, periodista de The New York Times, se pone de manifiesto la campaña de ciberataques contra Irán (la publicación de un extracto de la obra en New York Times centrado en esta cuestión ha generado un gran revuelo en Estados Unidos). A grandes rasgos, y como bien señala en esta entrevista enForeign Policy, Sanger considera que Obama no duda en hacer un uso unilateral de la fuerza cuando cree que están en riesgo los intereses estadounidenses, y establece algunos paralelismos con su antecesor en el Despacho Oval.