aumento-del-numero-de-asesinatos-de-mujeres-en-2014

Este Gobierno no está a la altura que la erradicación de la violencia exige, porque no está dispuesto a que esta lucha sea una prioridad; porque carece de valentía y determinación para ello, y porque este objetivo es incompatible con el rechazo permanente al valor de la igualdad. Por eso, desde los partidos políticos y desde la sociedad debemos hacer lo que el Gobierno nunca ha hecho, debemos ser exigentes y plantear soluciones reales y eficaces, debemos alzar la voz por muchas mujeres.