ayuda humanitaria

LA ONU moviliza ayuda para refugiados, alimentos y atención sanitaria, mientras que los talibanes, desesperados, garantizan que habrá "facilidades" para la entrega.
La UE y EEUU revisan fórmulas para hacer llegar ayuda humanitaria, en un entorno controlado por los talibanes.
‚ÄúMillones de personas necesitan desesperadamente agua, alimentos, ayuda m√©dica de emergencia, electricidad y alojamiento‚ÄĚ, mientras sigue el reguero de refugiados.
Washington califica de "francos" los contactos que han tenido lugar en Doha, mientras los islamistas sostienen que "fueron bien".
Espa√Īa ha aportado 20 millones al fondo.
Pide ayuda internacional para poner en "el centro de las negociaciones" con los talibanes los derechos de las ni√Īas y las mujeres.
La población que necesita ayuda aumenta un 40% por la pandemia de coronavirus, los conflictos nuevos y enquistados y el cambio climático.
M√°s de un mill√≥n y medio de personas reciben alimentos en toda Espa√Īa. "Y la situaci√≥n va a ir a peor", advierten sus responsables.
La onda expansiva que surgió desde el puerto, a dos kilómetros de distancia, nos golpeó. La puerta del cristal de nuestro balcón estalló en mil pedazos y, si sobrevivimos, fue de milagro.
Las protestas contin√ļan, provocando la marcha de dos ministros, mientras se acaba la esperanza de encontrar supervivientes de la explosi√≥n