conflicto israel palestina

Aed Abu Amro, de 22 a帽os, ha sido alcanzado "moderadamente" en una pierna, mientras protestaba junto a la frontera con Israel.
"Quien decide la capital es el pa铆s", defiende el presidente ultraderechista, obviando el conflicto internacional con Palestina y la disputa por la Ciudad Santa, hoy parcialmente ocupada.
Una bandera al viento, en mitad del combate, rodeada de humo. Un brazo poderoso que la enarbola con orgullo. Un arma en la otra mano. Una causa que defender.
Es "una guerra" contra los palestinos y "contra el sentido com煤n", denuncia la OLP.
El gesto es mucho m谩s que dinero: EEUU quiere acabar con el derecho al retorno de 5,5 millones de palestinos.
La mediaci贸n de la ONU y Egipto acaba con una escalada de 24 horas que hac铆a presagiar una nueva ofensiva contra la bloqueada franja.
Las milicias palestinas llevaron a cabo 150 lanzamientos, respondidos por el Ej茅rcito israel铆 con 140 bombardeos. Entre las v铆ctimas hay una mujer embarazada y su hija de a帽o y medio.
Trump rebaj贸 las ayudas a la mitad, 256 millones menos, en su estrategia de defensa de Israel. Pero el organismo de la ONU avisa: "No estamos en venta".
Las ONG denuncian la aplicaci贸n de leyes militares, detenciones arbitrarias, abusos y falta de protecci贸n legal por parte de Tel Aviv.
A bordo viajaban 22 personas -tres espa帽olas-, que quer铆an introducir ayuda humanitaria en la franja y lanzar un mensaje de recuerdo al mundo ante un cerco de m谩s de una d茅cada.