debate

Al final se ha comido el sapo.
"Protéjanos a todos", le ha reprochado.
Durante el último debate entre Joe Biden y Donald Trump, el candidato demócrata acusó a Trump de "no hacerse responsable" de la catástrofe del coronavirus. Trump respondió rápidamente "claro que me hago responsable", para justo después decir "no es mi culpa, es de China". La cara de Biden era todo un poema.
Los organizadores del debate del jueves deciden silenciarles los micrófonos para evitar el ruido del primer 'round'.
Cada uno tuvo lo que se denomina un 'town hall', o sea, "una reunión de vencinos", en la que la audiencia les hacía preguntas.
Estaba previsto para el 15 de octubre, pero los organizadores han decidido anularlo.
Dice que no lo va a aprobar antes de las elecciones, mientras hace gala de buena salud y confirma que habrá segundo debate con Joe Biden
Un empresario hotelero, un exministro de Aznar y la mano derecha de Rajoy forman parte del comité organizador de este importante evento de la política española.
La portavoz parlamentaria solicitó a su rival que se comprometa a no atacar a Ciudadanos.
Esto es serio. Resolvamos el histórico debate de las navidades.