Del rosa al amarillo

El primer amor infantil suele mantener durante toda la vida un encanto casi irresistible. Ocurri√≥ en 4¬ļ de EGB. Su nombre era Pilar Palomar Murillo. Diez a√Īos m√°s tarde nos cruzamos las miradas y nos reconocimos. La √ļltima vez que nos vimos ten√≠amos diez a√Īos y ahora hab√≠amos cumplido los 20.