diversidad funcional

Ese alumno no sólo no responde a lo que se le pide en el examen (relacionar nombres de dinosaurios con la imagen correspondiente
Adaptar no es ayudar. Es JUSTICIA. Ocurre que, de puro necesario, cada día hacemos uso de recursos que no consideramos adaptaciones
personasEl objetivo de la lucha de muchas familias con hijos con alguna discapacidad que ahora mismo ya son adultos, ha sido sacarlos a la luz, devolverles su dignidad. A medida que esos padres han ido envejeciendo, su preocupación se ha centrado en garantizar sus cuidados básicos cuando ellos falten. Los que acabamos de llegar al mundo de la diversidad agradecemos enormemente esta lucha, pero ahora debemos avanzar en la inclusión social plena de nuestro hijos.
discapacidadCada vez que alguien, ante dificultades que le salen al paso a Antón, me dice algo parecido a "pues como todos los niños, ¿no?", me enfado mucho. No es así, ni por el volumen, ni por su peso, ni por las herramientas que él pueda tener para hacerles frente, en comparación a otros niños que han nacido con su vermis cerebelosa intacta.
child window darkMe gustaría conocer los detalles de las vidas de los gurús de estas filosofías que predican el optimismo. O bien son personas enormemente afortunadas que no han vivido más que ligeros tropezones, o unos absolutos embusteros que no creen nada de lo que predican. Malditos seáis por intentar hacernos sentir culpables por nuestro dolor.
niñosEstos casos de claro acoso organizado no sólo perjudican a los niños contra quienes se dirigen y a quienes destrozan sus vidas y las de sus familias, sino que también nos perjudican a todos como sociedad. Destruyen los principios y valores que contribuyen a construir una sociedad justa y solidaria. La única que pueda garantizar un mínimo de felicidad para todos. Porque seguramente la vida acabe poniéndonos a TODOS en situaciones donde necesitemos del resto.
Pinterest Una conquista, de las muchas que quedan por delante en el mundo de la diversidad funcional. TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR
sufragistasCuando aquí y ahora, las madres de niños con diversidad funcional denunciamos que los derechos de nuestros hijos son ignorados y que a menudo no reciben la consideración, no ya sólo de ciudadanos de pleno derecho, sino siquiera de seres humanos, también se nos tacha de exageradas, hipersensibles, paranoicas, suspicaces, radicales, al igual que ocurrió con las sufragistas que pedían el derecho al voto para las mujeres.
carmenSin perder nunca la perspectiva de que me gustaría que mi hijo no tuviera las limitaciones que tiene, lo cierto es que su situación ha enriquecido enormemente mi vida, la de mi familia y la de todos cuantos estamos a su alrededor. Somos afortunados de tener a nuestro lado a alguien que todos y cada uno de los días de su vida tiene que hacer un esfuerzo mayor al nuestro. Que nos enseña a valorar absolutamente todo y a discriminar lo importante de lo insignificante.
Cuando mi hijo tenía 5 meses, una neuróloga vaticinó que jamás andaría ni hablaría por el raro síndrome que le acababan de diagnosticar. Lo peor de su pronóstico-profecía fue que, en ningún caso, llegaría a los cinco años. Antón está a punto de cumplir 11 maravillosos años. Anda, con su peculiar estilo C-3PO. Habla, con un dominio del lenguaje y un ingenio superior al de la mayoría.