educar-a-los-ninos-con-la-comida

Es la hora de cenar y mi hijo de 4 a√Īos est√° concentrado en sus juegos. Cuando le aviso de que la cena est√° lista, √©l tambi√©n me avisa con su: "No quiero cenar, mam√°". Y entonces le digo las cinco palabras que evitan la batalla en la que √©l quiere que entre: "No hace falta que comas".