entrevista-de-mercedes-mila-a-adolfo-suarez

Estas son cuatro palabras que definen la traición. Pocas cosas me resultan más repugnantes. Adolfo Suárez jamás pidió conocer el contenido de aquella entrevista en Jueves a Jueves de 1986. Ahora que está muerto podrán decir lo contrario, nosotros sabemos a la perfección cómo fue aquella noche.