henri T. labouverie

El Rey acredita a los embajadores y otros representantes diplom√°ticos. Los representantes extranjeros en Espa√Īa est√°n acreditados