Historia

Era un hombre atento, menudo y caballeresco en línea con su acento británico. Llevaba diez años guiando en Auschwitz-Birkenau al menos dos veces por semana, o sea que había visitado los barracones, las montañas de cabello humano, las celdas de castigo y la cámara de gas por lo menos mil veces.
Dependiendo de la fuente que consultemos el número de castillos que hay en Gales varía pero las cifras se mueven en torno al medio millar así que si nos encontramos de visita por allí lo raro es no encontrarse con uno. Vamos a proponer una ruta de nueve castillos situados en una línea de 100 kilómetros.
Allí estaban, en El Pardo, condenados a ser quemados, unos 60 carretes. Franco quería documentar cada actividad que hacía y se hacía acompañar por uno o dos fotógrafos. Hubo que domar película que llevaba sesenta años enrollada y escrutar con mucha atención, porque lo que veíamos era difícil de creer.
Trabajar para el servicio secreto de tu país y al mismo tiempo para el del enemigo te sumerge en una encrucijada personal tan volcánica, que las razones que te impulsan a ello tienen que ser especialmente poderosas. Al menos eso es lo que pensaba yo cuando me puse a investigar para mi nuevo libro 'Espías y traidores'.
El último libro de Noam Chomsky en español no existe aún en inglés. Consiste en cuatro extensas conferencias editadas especialmente para dar a luz a 'Ilusionistas', un libro centrado en los problemas de nuestro tiempo desde una perspectiva histórica y crítica que, naturalmente, los dueños del mundo y sus fieles creyentes van a objetar con vehemencia.