juantxo-lopez-de-uralde

La separaci√≥n di√°fana entre intereses privados e inter√©s p√ļblico solo puede garantizarse con medidas de transparencia radicales y el endurecimiento del r√©gimen de incompatiblidades. Ya no valen medias tintas, ni seguir echando balones fuera. Es el momento de actuar.