oxfam intermon

poleticaPoletika.org es una herramienta abierta auspiciada por Ciecode y Oxfam Intermón, vigila los compromisos de los principales partidos en los grandes temas sociales. Por ahora, se están siguiendo los discursos y declaraciones de los líderes, luego se revisarán los programas cuando salgan, y finalmente seguirá el cumplimiento de los mismos.
Oxfam Intermón ha publicado una batería de propuestas de cara a las elecciones generales con la idea de "generar debate y
El pr√≥ximo domingo, 15 de marzo, se cumplen cuatro a√Īos de las primeras manifestaciones contra el dictador sirio, Bashar
Oxfam Interm√≥n ha publicado este jueves un informe en el que alerta del agujero fiscal que las grandes empresas espa√Īolas
armasLas armas no son algo menor, indirecto, de grises. No. Las armas matan, hieren y destrozan vidas, sobre todo de civiles, de mujeres y ni√Īos, de hombres desarmados, de ancianos indefensos. Son el veh√≠culo del odio, la venganza y la avaricia sin l√≠mite.
agua¬ŅHablamos de desigualdad? Hablemos entonces de agua, ya que hay pocos derechos b√°sicos en los que se sienta m√°s la desigualdad que en el del acceso a esta fuente de vida. Es una desigualdad entre quienes caminan entre 4 y 8 horas diarias para conseguir agua y a quienes la cotidiana facilidad nos hace olvidar que se trata de un recurso escaso en el mundo
Los cerca de 60.000 millones de fraude en Espa√Īa sufragar√≠an todo el presupuesto de salud del Estado. Los 43.000 millones del correspondiente a grandes empresas y fortunas, supera todo lo que el Estado destina al pago de la deuda p√ļblica, 36.000 millones.
El alto nivel de econom√≠a sumergida y fraude fiscal, que alcanza una cifra equivalente al 24,6% del PIB, o 253.000 millones de euros, est√° muy relacionado con el bajo nivel de conciencia fiscal de los espa√Īoles, y √©ste, a su vez, con la percepci√≥n de que nuestro sistema tributario es injusto.
Necesitamos salir del subsuelo presupuestario en el que han sumido a la Cooperaci√≥n desde el a√Īo 2010. Sin embargo, m√°s all√° y antes que esto, necesitamos sentir que desde el Parlamento y el Gobierno, desde sectores sociales m√°s amplios que el nuestro, se cree en esta pol√≠tica de solidaridad global y se lidera en consecuencia.
2013-10-23-sesioncontrol.jpgEn Davos este a√Īo hablar√°n de desigualdad, pero aqu√≠ las iniciativas no superar√°n el muro de quienes con sus votos han propiciado una implacable mayor√≠a absoluta. Y mientras el club de la clase media empobrecida seguir√° sumando socios.