partidos emergentes

strategy resolutions#Brexit y #26J han escenificado la muerte del juego político en la batalla de las urnas. Parece ser que a partir de ahora tendremos que acostumbrarnos a formar parte de una sociedad diversa, dividida ideológicamente de manera casi simétrica y a vivir en un empate político permanente.
Por m√°s esc√°ndalo que haya provocado Luis B√°rcenas, seguir√° habiendo conservadores en Espa√Īa. Por m√°s esc√°ndalo que genere el caso de los ERE en Andaluc√≠a, seguir√° habiendo socialistas, y por m√°s esc√°ndalo que haya provocado Jordi Pujol, en Catalu√Īa seguir√° habiendo nacionalistas. Los esc√°ndalos no invalidan las ideas pol√≠ticas. El problema est√° en los dirigentes que se escudan tras las ideas, tras el partido, tras los votantes.
selfieLa barrera de cristal de Albert Rivera y Pablo Iglesias es que mientras en las grandes circunscripciones un 15% de voto les asegura representaci√≥n, en las medianas y peque√Īas no representa un solo diputado, lo que se denomina "wasted vote", voto tirado, frustrado e ineficiente.
C√©sar Luena, n√ļmero dos de Pedro S√°nchez ha dicho respecto a los nuevos partidos: "Hay mucho de esto en pol√≠tica √ļltimamente: muchos partidos accesorios que dicen lo que no hay que hacer, lo que se hace mal". Rajoy defini√≥ a los partidos fuera del bipartidismo como "partidos estrafalarios", as√≠ que una vez m√°s, PSOE y PP parecen compartir discurso.