psicologia

Los meses de mayo y junio desquician a más de uno. Y más de uno intenta tocar todas las teclas, a ver si alguna suena. Se apela a todo: echar cojones, tener ambición, competir con coraje, sacar la garra, usar de forma inteligente la cabeza... y por encima de todo, saber hacer las cosas.
Para resolver el malestar, una situación que nos hace sufrir, cualquier método basado en el control del pensamiento, es decir, a fuerza de convencerse a uno mismo, no dará resultados profundos ni duraderos. No piensen en positivo, tengan confianza, exploren, descubran y disfruten de entender la vida. No huyan del malestar, aprendan a resolverlo.
La fobia es un MIEDO exagerado a algo. Las personas que lo padecen lo pasan tan mal y puede llegar a ser tan incapacitante, que este tipo de miedos están recogidos como un trastorno de ansiedad dentro de los manuales de diagnóstico psicológico y psiquiátrico. Hoy te voy a enseñar a identificar y tratar la fobia simple.
Se suele afirmar que el miedo es natural, o que uno elige tener miedo o no, o que es necesario, e incluso que nos ayuda. Esto es falso. Percibir el peligro nos ayuda, entender y evitar lo que nos perjudica, nos ayuda, el miedo no. Tener miedo nos hace sufrir, nos vuelve más torpes, inseguros, y genera muchos conflictos.
No existe esa vida rosa que nos inculcaron de pequeños en los cuentos que acaban con final feliz. Existe la vida que tú deseas construir, esa de la que te responsabilizas, esa vida en la que, a pesar de las circunstancias y la adversidad, tú te empeñas en ser feliz.
"Tengo mucho odio". Lo dijo con una ligera sonrisa. Su primera (media) sonrisa. A partir de ese día, la recuperación de Gema fue progresiva, recuperada la esperanza en la vida y abierta a comprender su parte en el problema, en su problema.
Tanto en el plano individual como grupal para producir un cambio voluntario hacen falta tres elementos: SABER, QUERER Y PODER. Los dueños de los aparatos, las castas directivas de los partidos parecen no saber o no querer saber lo que es un clamor en la calle y en las encuestas; que una inmensa mayoría de españoles no confía en ellos.
En el momento en que decidí hacer el Sendero del macizo del Pacífico estaba realmente perdida. Mi familia se había desintegrado después de la muerte de mi madre. Cuando miro atrás, veo que todo lo que soy nació de todo lo que recogí en aquel camino. Sentí que nunca iba a volver a tocar fondo, no de la manera en que ya lo había hecho antes.
Hay personas que se sienten mal, terriblemente mal cuando se equivocan. Hay otras, que jamás se han sentido así porque piensan que nunca se han equivocado. Ni los unos ni los otros.
Aunque los conflictos nos parecen indeseables, lo cierto es que están tan bien integrados en lo social que parecen cumplir una función muy importante en los grupos de animales humanos y no humanos. El conflicto es la consecuencia natural de la cooperación y sin ellos esta no sería posible.