trajes de messi

Ya en 2012 los espectadores de la gala pudieron comprobar que la excentricidad del a√Īo anterior no era una descuido. Leo