BLOGS
19/01/2019 09:10 CET | Actualizado 19/01/2019 09:10 CET

Lecciones de Warren Buffett, el mejor inversor del mundo

Warren Buffett.
Reuters
Warren Buffett.

Warren Buffett es considerado por muchos como el mejor inversor de todos los tiempos. Lograr una rentabilidad anualizada del 20% durante más de 50 años es algo que nadie nunca ha logrado superar. Si queremos aprender en cualquier ámbito, un buen punto de partida es fijarse en los mejores, y Buffett, en lo que a invertir en Bolsa se refiere, es el número uno. ¿Qué lecciones podemos aprender del amigo de Bill Gates y tercera persona más rica del planeta según Forbes? Aprovechando sus 88 años, aquí van 8 lecciones:

  1. Empezar a invertir pronto: Buffett compró sus primeras acciones cuando tenía apenas 11 años. A pesar de ello, siempre bromea diciendo que desperdició 11 maravillosos años. Fruto de la capitalización compuesta, cuanto antes empiece una persona a invertir, mejor.

  2. Entiende lo que compras: La máxima de no invertir nunca en algo que no se entiende le ha permitido a Buffett evitar cometer muchos errores de inversión. Si nos ceñimos a invertir en productos cuyos riesgos y características entendemos, tendremos más alegrías que desgracias como inversores.

  3. Invierte a largo plazo: Una de las características de algunas inversiones del Oráculo de Omaha (apodo en referencia a su ciudad natal) es que las mantiene para siempre (buy&hold). Es lo que le ha permitido, por ejemplo, multiplicar su inversión en Coca-Cola por más de 18 veces durante más de tres décadas.

  4. No dejes que el mercado te afecte: La relación que un inversor tiene con el mercado es fundamental. Cuando llegan las rebajas y los precios caen un 40% nos alegramos. ¿Por qué cuando las Bolsas caen un 40% nos dejamos llevar por el pánico? Aprovéchate de las oportunidades que nos ofrece, y no dejes que te afecte psicológicamente.

  5. A veces no hacer nada es lo mejor: Buffett ha repetido hasta la saciedad que los mayores ganadores de operar con mucha frecuencia en los mercados son los brokers, que cobran jugosas comisiones. Si no se presentan las oportunidades adecuadas, lo mejor es no hacer nada. Buffett usa el símil del béisbol: en la inversión no nos cuentan los strikes por no batear (invertir). Viéndolo así, estaremos menos tentados a comprar por aburrimiento y lo haremos solo cuando tengamos plena convicción.

  6. La regla número uno es no perder dinero: La regla número dos es no olvidar la primera. Si perdemos toda nuestra inversión, es el fin. Por eso es fundamental invertir siempre con un margen de seguridad (diferencia entre el precio al que compramos y el valor que estimamos para un activo), para minimizar las pérdidas permanentes de capital en nuestras inversiones.

  7. Rodéate de gente más inteligente que tú: El socio y amigo de Warren Buffett, Charlie Munger, ha sido una figura clave en el éxito como inversor de Buffett. Su ayuda y sus consejos le han servido a Buffett a tomar mejores decisiones de inversión y a cometer menos errores de inversión. Para ser mejores invirtiendo o en cualquier otra faceta de la vida, nada mejor que rodearse de personas más habilidosas y brillantes que nosotros.

Conviértete en una máquina de aprendizaje continuo: El efecto de la capitalización compuesta tiene el mismo efecto sobre el dinero que sobre el conocimiento: crece de manera exponencial. Si dejamos de aprender en este mundo tan complejo y competitivo, podemos tener un futuro complejo. Si por el contrario concebimos nuestra vida como un proceso de aprendizaje continuo, cada día seremos personas más sabias e individuos mejor preparados para hacer frente a todas las vicisitudes que la vida nos brinde.

Síguenos también en el Facebook de El HuffPost Blogs

EL HUFFPOST PARA IKEA