BLOGS
15/01/2019 00:28 CET | Actualizado 15/01/2019 13:14 CET

‘Celtiberia Way’: La vuelta al mundo en tres escenas (y una partitura), con Vela Zanetti, Casals y Barceló

UN Photo
Izquierda: Sección central del mural de José Vela Zanetti en la sede de Naciones Unidas, en Nueva York. Centro: Pau Casals ensaya con la orquesta el concierto que ofrecerá ante la Asamblea de la ONU, en 1963. Derecha: Cúpula pintada por Miquel Barceló en el Palacio de las Naciones de Ginebra, Suiza.

Crear una imagen o una música para explicar el mundo, una idea del mundo, sólo está al alcance de algunos genios.

Presentarlo a ojos y oídos de todos, además de ser un genio, requiere haberle dado varias vueltas. Al mundo.

Que el arte no tiene fronteras ya se ha dicho muchas veces. Pero sí las tiene. Hay que haber cruzado algunas fronteras, físicas, imaginarias, mentales, culturales o personales, más de una vez. Y más de dos.

_____

Estos tres genios, José Vela Zanetti, Pau Casals y Miquel Barceló, cruzaron esas líneas y, tal vez por ello, además de por su talento, fueron requeridos por la ONU para que plasmaran su particular visión. (Aquí una breve reseña sobre su contribución):

El mural de José Vela Zanetti en la sede de la ONU en Nueva York es el único que se realizó in situ, en uno de los espacios que el arquitecto Óscar Niemeyer reservó a tal fin en el diseño de su proyecto arquitectónico de los edificios del complejo.

La Fundación Guggenheim (John Simon Guggenheim Memorial Foundation), mecenas del artista a través de una beca, convenció al comité que decidía sobre los diseños de la sede de que José Vela Zanetti era uno de los mejores muralistas del mundo y el mejor dotado para ese proyecto: el lobby de la tercera planta que conecta el edificio de la Asamblea General con los edificios de conferencias y de la Secretaría General.

Sobre el tema del mural, Wallace Harrison, el director del comité (formado por arquitectos e ingenieros de todo el mundo, entre ellos Oscar Niemeyer y Le Courbusier) hace una sugerencia: que el mural trate el asunto del colonialismo, de plena actualidad en aquel momento con el proceso de descolonización en marcha. Vela la persuade de que en un lugar tan preeminente el tema ha de ser más universal. El mural será, en palabras de Vela, "un grito latente de protesta por los sufrimientos y las víctimas causadas por las conflagraciones modernas. Será una exaltación de la masa consciente y de los principios de la Carta de las Naciones Unidas".

Fue presentado en público en 1953, y el mural fue firmado por el artista en el transcurso de ese mismo acto. Vela Zanetti vivía en aquellos años exiliado en República Dominicana.

UN/Photo/John Isaac
Mural de José Vela Zanetti en la Sede de la ONU en Nueva York.
Pinterest/Grupo Edam México

Pau Casals es el autor del himno de las Naciones Unidas, conocido como himno de la paz, con letra del poeta británico W. H. Auden. Fue un encargo directo del secretario general, y amigo del músico, U Thant, anunciado en 1970 durante los actos de conmemoración del 25 aniversario de la firma de la carta de las naciones unidas. El 24 de Octubre de 1971, siguiente Día de las Naciones Unidas, es presentado e interpretado en un concierto dirigido por Casals en la asamblea y retransmitido por televisión a todo el mundo.

Era la tercera vez que Casals tuvo protagonismo en la sede de la ONU. Primero en 1958 fue invitado a participar en la Asamblea General de las Naciones Unidas, para conmemorar el Día de las Naciones Unidas. El concierto y el mensaje de paz de Casals fue retransmitido por radio a más de 40 países. Aquella intervención le convirtió en uno de los símbolos mundiales de la lucha por la paz y la libertad en el mundo, y le valió la nominación al Premio Nobel de la Paz de ese mismo año.

El 24 de octubre de 1963 vuelva a la sede de las Naciones Unidas en Nueva York para interpretar "El Pessebre", con la Orquesta del Festival Casals y el Coro de la Orquesta de Cleveland. El presidente de Estados Unidos, John Fitzgerald Kennedy, le concede la Medalla de la Libertad de Estados Unidos.

El 24 de octubre de 1971 recibe la Medalla de la Paz en un homenaje en la sede de la Asamblea General de las Naciones Unidas en Nueva York. En el acto se interpretó, bajo su dirección, el Himno de las Naciones Unidas compuesto por Casals. Tras la interpretación del himno de la ONU, Casals pronunció un discurso ("I am a Catalan") en inglés y catalán, convirtiéndose en la primera persona que utilizaba la lengua catalana en la Asamblea General de las Naciones Unidas.

Pau Casals vivía exiliado en Puerto Rico, donde residió hasta sus últimos días.

UN Photo/YN/JR
En el centro de la fotografía Isaac Stern y a la derecha Alexandan Schneider.

(El maestro Pau Casals dirigiendo la orquesta, que interpreta el Himno de las Naciones Unidas, compuesto por él mismo, en el escenario de la Asamblea de la ONU en Nueva York, 24 de Octubre de 1971).

Miquel Barceló pintó la cúpula de la Sala de los Derechos Humanos de la ONU en el Palacio de las Naciones de Ginebra, en Suiza, con motivo del 60 aniversario de la Declaración de los Derechos Humanos.

Naciones Unidas solicitó que el Estado español realizara una contribución artística para el Palacio de las Naciones de Ginebra. Se retomaba así una antigua y brillante tradición de colaboración entre España y los foros multilaterales, cuyo primer exponente es la Sala del Consejo de la antigua Sociedad de Naciones, donada por el Estado en 1936 e iluminada por los murales del artista José María Sert.

En el proyecto de remodelación integral, por parte de España, de la Sala XX del Palacio, además se comprometió a donar a Naciones Unidas una gran obra artística, que se incorporaría en la enorme bóveda elipsoidal de 1000m2 de dicha Sala. Esta obra sería llevada a cabo por un artista contemporáneo español.

Hubo diferentes propuestas. Las obras finalistas fueron: "La Huella del Hombre" de Manuel Valdés, "La Radiografía del Dolor" de José María Sicilia, "La Esencialidad" de Frederic Amat y "El Proyecto Orgánico" de Miquel Barceló, quien fue elegido para realizarla.

El secretario general de la organización, Ban Ki-moon, dijo que la obra de Barceló se puede ver como una "metáfora" de la tarea que desarrolla la ONU, ya que los colores del mar de estalactitas cambian según se vean desde una u otra posición. En política, dijo, la posición y visión de cada uno también varía y depende del lugar de procedencia.

Barceló explicó que la obra representa la "superfície oceánica de la Tierra y sus cavidades más escondidas", la "unión absoluta de contrarios". "En este mar agitado, cabe suponer diversos niveles: el fondo del agua y sus habitantes policromos, el plano del agua, la espuma blanca del agua revuelta en marejada y, al final, el reflejo, lo que refleja este mar, lo que está debajo, nosotros".

Fundación ONUart
Cúpula de la Sala de Derechos Humanos en la Sede de la ONU en Ginebra, Suiza.

Este artículo forma parte de la serie 'Celtiberia way'

Como bien sabemos en este rincón del planeta, en esta isla entre el atlántico y el mediterráneo, en esta aldea bárbara también conocida como Celtiberia, siempre se nos ha dado muy bien expresarnos artísticamente, probablemente nuestra mejor baza en los últimos dos mil años.

Así que una forma de observar el mundo que nos rodea podría ser a través de la mirada de los artistas, en cualquiera de sus formas de expresión. Que es mucho lo que nos puede contar de nosotros mismos.

Pincha aquí para más información y ver más imágenes sobre esta serie

Pincha aquí para más información sobre la primera temporada.