La RFEF accede a las exigencias de las jugadoras y cesa al secretario general, Andreu Camps

La RFEF accede a las exigencias de las jugadoras y cesa al secretario general, Andreu Camps

La reunión de madrugada durante la concentración de urgencia en Oliva dejó sentenciadas a varias personas sobre cuyas áreas querían "cambios" las jugadoras. El primero en caer es una figura muy ligada a Rubiales.

Andrey Camps, hasta ahora secretario general de la RFEF, en una rueda de prensaOscar J. Barroso vía Getty Images

La RFEF aseguraba minutos antes que iba a "acelerar los cambios". Dicho y hecho. La federación ha anunciado, a última hora de la tarde de este miércoles, el cese del hasta ahora secretario general, Andreu Camps. El primer gran movimiento, más allá de la adopción de la marca única 'selección española' sin apellidos masculino/femenino para la actividad de 'La Roja'.

Su nombre había sido el principal de los que salieron en la reunión de madrugada entre las jugadoras, el CSD y parte de la RFEF. Las partes alcanzaron un acuerdo de mínimos, con la mediación del presidente del mismo CSD, Víctor Francos, con la permanencia casi total de la convocatoria de Montse Tomé a cambio de unas medidas "inmediatas" en la estructura federativa. 

Del grupo de 23 jugadoras llamadas por la seleccionadora, en muchos casos contra su voluntad —evidenciada en dos comunicados recientes, el último tras la lista oficial de Tomé— solamente Mapi León y Patri Guijarro abandonaron la concentración. Su adiós llegó tras asegurarse que no habría represalias contra ellas por parte de la federació,  que ha tomado buena nota de las demandas y este miércoles ha puesto nombres y apellidos a sus primeras y esperadas decisiones.

Porque tras el órdago de las futbolistas internacionales exigiendo "cinco cambios estructurales", tocaba 'limpia' en la RFEF. El primero de los afectados, presente en todas las quinielas para ser cesado, es Andreu Camps, hasta hoy secretario general de la federación y una de las figuras más ligadas a Luis Rubiales. 

Lo que era un secreto a voces, su cese, se ha hecho oficial al filo de las 21:00. Amparándose en el artículo 39.2 de los Estatutos de la RFEF, la misma federación ha justificado el cese, tirando de la literalidad del texto: "El nombramiento del Secretario General será facultativo para el Presidente de la RFEF quien, si no efectuara tal designación, será el responsable de las funciones propias de aquél, pudiendo delegar en las personas que considere oportuno".

No habrá reemplazo como tal de momento

Como apunta la RFEF, no se nombrará un nuevo secretario general, por lo que temporalmente sus funciones serán asumidas "de forma interina" por Elvira Andrés y Alfredo Olivares hasta la finalización del proceso electoral.

La entidad detalla que la directora del Gabinete de la Presidencia, Elvira Andrés se encargará del ámbito representativo como secretaria de los órganos de gobierno y representación de la Federación. Por otro lado, las funciones ejecutivas las asumirá Alfredo Olivares, actual director de Competiciones.

Los próximos movimientos

No sólo se habló de Camps a altas horas de la madrugada del martes al miércoles en el Hotel Oliva Nova. Las internacionales presentes en la concentración de 'La Roja' reiteraron sus deseos de cambios estructurales en áreas que consideran claves en el aparato federativo.

Entendemos que las jugadoras necesitan sentir que la Federación es su casa, un entorno seguro donde mostrar su profesionalidad y su calidad deportiva ostentando el privilegio de representar a España
Comunicado de la RFEF tras la reunión en el hotel de Oliva

En su proclama reciente, planteaban la necesidad de reestructurar el "organigrama del fútbol femenino", así como el área de comunicación y marketing y la dirección de integridad, cuyos titulares también podrían verse afectados por futuras decisiones.

El movimiento ya conocido y los que se rumorean continúan una línea marcada por la 'nueva' RFEF hacia la reestructuración de la propia entidad. En el comunicado lanzado poco antes de oficializar el cese de Camps, se hacía hincapié en el compromiso de hacer sentir a las jugadoras "que la Federación es su casa, un entorno seguro donde mostrar su profesionalidad y su calidad deportiva".

Una 'declaración de principios' que busca sentar las bases de la etapa que se abre tras la 'cumbre de Oliva'. El nuevo tiempo de la RFEF está regida por tres principios a los que se ha referido la federación. "Durante los últimos días hemos reiterado nuestro compromiso público de realizar cambios estructurales para iniciar esta nueva etapa, absolutamente necesaria, que respete criterios de buena gobernanza, transparencia e igualdad".

Más en detalle, la entidad ha aclarado que entiende la gobernanza como "como rectitud en el manejo de los asuntos propios; un manejo independiente, sin injerencias, autónomo y decidido"; la transparencia como el "resumen de la vocación y necesidad" de abrirse "a la sociedad" para esta sepa "qué" hace, "cómo" y "por qué" lo que hacen "es lo mejor para el fútbol español". Y la igualdad como "oportunidades para todos y todas; entre sexos y también entre los diferentes actores y actrices del fútbol". "Igualdad que se resume en que todas y todos tengamos las mismas opciones de disfrutar de nuestro deporte de forma segura, libre y aspirando siempre a las máximas cotas de éxito", remata el texto.

MOSTRAR BIOGRAFíA

Miguel Fernández Molina (Sabiote, Jaén, 1987) es periodista licenciado por la UCM. Trabajó ocho años en el medio digital 'Mundotoro' antes de llegar a 'El HuffPost', donde ejerce de responsable de cierre y escribe sobre deporte, internacional y política, entre otros campos.