Relacionan a China con la oleada del fentanilo

Relacionan a China con la oleada del fentanilo

El Congreso de EEUU asegura que Pekín se encarga de producir los químicos usados para fabricar fentanilo y acusa al régimen de Xi Jinping de colaborar con los narcotraficantes.

Joe Biden y Xi Jinping reunidos por videconferenciaGetty Images

La epidemia de drogadicción que asola Estados Unidos desde hace ya varios años, cuenta con un protagonista claro: el fentanilo. Esta sustancia, conocida ya a nivel mundial después de la infinidad de vídeos que han ido circulando por redes desde hace meses, está golpeando al país norteamericano como pocas veces lo ha hecho una droga.

Por este motivo, desde hace un tiempo, el gobierno estadounidense se ha centrado en acabar o, al menos, reducir, el impacto de este fortísimo químico que está acabando con la vida de miles estadounidenses y que ya se ha comenzado a extender por diferentes lugares del mundo.

Hasta aquí, nada nuevo. Pero la noticia de los últimos días se ha producido en la Cámara de Representantes de EEUU, donde el pasado martes se presentó un informe en el que se asegura que China se encuentra detrás de la producción de esta droga.

Según apuntaron, el papel que estaría desempeñando Pekín es el de conceder todas las facilidades posibles -subvenciones incluidas-, para la producción de fentanilo en sus fronteras con la única condición de que no se comercialicen en el país.

Además, los investigadores norteamericanos aseguraron que el gobierno chino ofrece incentivos económicos para fabricar estos materiales y químicos, utilizados por los narcos para crear la sustancia. En este sentido, llegaron a asegurar que el propio Ejecutivo de Xi Jinping ayuda a que los fabricantes evadan y eviten las investigaciones por parte de las autoridades estadounidenses con avisos e información acerca de cuándo y dónde se producirán las inspecciones.

"Pekín quiere el caos y la devastación que ha provocado la epidemia"

Al mismo tiempo, Raja Krishnamoorthi, principal demócrata de la comisión, añadió que hay empresas chinas que se encargan de vender los opiáceos sintéticos en sitios web, y dio fe de ello, con varias capturas de pantalla que había recabado la noche previa. “Hay cientos de estos anuncios en Internet, esto es completamente inaceptable”, aseguró.

Tras su intervención, fue el presidente de la Comisión, el republicano Mike Gallagher el que cogió el testigo, y afirmó que "a través de sus acciones, el Partido Comunista Chino nos está diciendo que quiere que entre más fentanilo en nuestro país", y apostilló que Pekín "quiere el caos y la devastación que ha provocado la epidemia".

El último en sumarse fue el exfiscal general William Barr, quien aseguró que las pruebas "son convincentes" y que Pekín "está metido hasta las rodillas" en lo que respecta a la facilitación y producción de la exportación de los precursores del fentanilo: "No creo que podamos contar con su buena voluntad como hemos hecho en el pasado", concluyó.

Hay que recordar que Washington y Pekín ya estuvieron reunidos el pasado mes de noviembre con el objetivo de acabar con el fuerte índice de consumo de fentanilo en el país americano. Este encuentro telemático reunió a Biden y Xi Jinping, quienes anunciaron la reanudación de la cooperación bilateral en la lucha contra el narcotráfico.

La fuerza de nuestro futbol
Un proyecto de Santander

El informe, en última instancia otorga al Congreso la capacidad para que el Presidente sancione a los implicados en esta cadena, así como da vía libre para que interpongan condenas financieras a los infractores. Por el momento, la Embajada china en Washington no ha realizado ningún tipo de declaraciones al respecto de estas acusaciones.