Una médico forense declara que algunas heridas de Edwin Arrieta "son compatibles con una pelea"

Una médico forense declara que algunas heridas de Edwin Arrieta "son compatibles con una pelea"

Este miércoles se ha retomado el juicio contra Daniel Sancho. 

Daniel Sancho, escoltado por agentes de la policía tailandesa.EFE/EPA/SOMKEAT RUKSAMAN

Después de unos días de parón por la celebración del Año Nuevo Budista, el juicio contra Daniel Sancho por el homicidio de Edwin Arrieta se ha retomado este miércoles en los juzgados de Koh Samui (Tailandia). 

En la sesión han declarado nuevos testigos, entre ellos una médico forense que ha detallado algunas conclusiones después de haber analizado los restos del cirujano colombiano, al que Sancho confesó haber descuartizado.  

En concreto, según fuentes consultadas por medios españoles como 20 minutos o el programa Vamos a ver (Telecinco), la forense habría declarado que las heridas en la zona occipital del cráneo de Arrieta "son compatibles con una pelea"

Tal y como ha confirmado la defensa de Sancho al citado periódico, esto podría ser un punto a favor de su línea de estrategia ya que están intentando defender que no hubo premeditación en el homicidio y que se habría producido tras una pelea entre Sancho y Arrieta. "Las sesiones se están desarrollando de forma satisfactoria para nuestro intereses", han declarado a 20 minutos

Sin embargo, Juan Gonzalo Ospina, uno de los abogados de la familia Arrieta, ha negado al mismo periódico que la declaración de la forense elimine la premeditación. "La forense ha dicho que fue una muerte violenta y que es compatible o no con una pelea, no ha sido categórica, sino que ha dejado la duda. En cualquier caso, ha sido una declaración conforme a lo esperado porque es lo mismo que ya había dicho en su informe", ha explicado el letrado. 

Espacio Eco
Un proyecto de Espacio Eco

Además, ha insistido en que es difícil determinar cuál fue el golpe o la puñalada exacta que mató a Arrieta dado que no se han encontrado todas las partes del cuerpo: "Con un cráneo, unas manos, unas piernas y unos genitales no se puede determinar cómo mataron a la víctima. Los forenses no pueden decir que lo mató de una cuchillada en el corazón porque no hay corazón".