La Fiscalía recurre el archivo de los golpes al muñeco de Sánchez en Nochevieja
guerra en ucrania
Finlandia se venga de Rusia

La Fiscalía recurre el archivo de los golpes al muñeco de Sánchez en Nochevieja

Presenta un recurso contra la decisión de la jueza que consideró que "la falta de educación no es delito".

Imagen de una de las manifestaciones frente a la sede socialista de FerrazEuropa Press via Getty Images

La Fiscalía Provincial de Madrid ha presentado un recurso contra la decisión del Juzgado de Instrucción de Madrid que rechazó que hubiera delito en el apaleamiento de un muñeco que representaba al presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, durante la protesta organizada frente a la sede del PSOE la pasada Nochevieja.

Si bien la jueza que decretó el sobreseimiento del caso consideró que "en ningún caso" la apariencia del muñeco "reproduce la imagen del presidente del Gobierno", la Fiscalía sí estima que lo ocurrido supone un ataque "personal" dirigido contra Sánchez, con el objetivo de "menospreciar, amedrentar y vilipendiar" al presidente del Ejecutivo.

Para la Fiscalía, los hechos denunciados podrían ser constitutivos de unas amenazas graves, así como un "claro y manifiesto ataque al principio de igualdad y no discriminación", al ser llevada a cabo la acción, estima, por no aceptar la ideología de la víctima y del colectivo al que representa.

Esta opinión confronta el fallo de la jueza Concepción Jerez, quien aseguró que no solo "la falta de educación no es delito" sino que "perseguir mensajes de odio está justificado cuando están motivados por cuestiones raciales, xenófobas o antisemitas, pero no cuando están dirigidos contra una institución sujeta a la crítica política, como lo es el Poder Ejecutivo". "Quizás no esté bien visto desde un punto de vista cívico, y el lenguaje sea vulgar y soez", añadió la magistrada. "Puede ser desagradable para el aludido y sus partidarios, pero no es delito", insistió.

La denuncia del PSOE

En su denuncia, de casi 60 páginas, y a la que tuvo acceso Europa Press, el PSOE apuntó a un posible delito de incitación al odio por ideología política. Como este tipo penal solo puede aplicarse si se ejerce contra colectivos vulnerables, argumentaron que su formación fue perseguida durante la dictadura franquista y durante la Guerra Civil.

Además, incluyeron otros posibles delitos, como incitación a la violencia y al magnicidio; injurias contra la autoridad en ejercicio de su cargo; injurias y amenazas graves al Gobierno de la nación; amenazas al presidente del Gobierno y al PSOE y sus militantes como colectivo social --con agravante de discriminación ideológica--; delito de reunión o manifestación ilícita; o desórdenes públicos, siendo este último el que puede acarrear la mayor pena: 5 años de prisión.

También consideraron que puede haberse cometido un delito de financiación ilegal por parte de Vox porque, a su juicio, se han producido acciones coordinadas y organizadas que conllevan obtención de fondos económicos para organización de actos que parecen tener "un nexo en común" con esta formación.

En este sentido, el PSOE hizo hincapié en la vinculación de los impulsores del acto con el partido de Santiago Abascal, la organización juvenil Revuelta, basándose en las informaciones periodísticas que la colocan como entidad relacionada con Vox.

La denuncia detallaba que uno de los líderes de Revuelta, Pablo González Lasca, es responsable de Marketing Digital del partido, y "parece que trabaja en íntima conexión con el diputado de Vox, Manuel Mariscal, al frente de la vicesecretaría nacional de Comunicación".

En todo caso, el PSOE aclaró que Revuelta no está constituida legalmente como asociación y, por tanto, se utilizaron otras asociaciones, como Plataforma 711 y ASOMA, que sí cuentan con una fórmula jurídica que les permite contratar y solicitar autorizaciones administrativas.

Los socialistas precisaron que Plataforma 711 fue inscrita por un grupo de personas, entre ellos Santiago Aneiros y Javier Majadas, candidatos de Vox a las elecciones municipales del pasado mayo en la localidad de Algente (Madrid). Otro de ellos, Sergio Garrudo, es hijo de Ricardo Garrudo, fundador junto con Santiago Abascal de la Fundación DENAES, luego presidente del partido en Cantabria hasta octubre de 2022.

Por último, para subrayar la relación que a su juicio existe entre Vox y los hechos denunciados, el PSOE alegó que lo sucedido el 31 de diciembre fue "el colofón" del "hostigamiento" a las sedes socialistas en distintos puntos de España, recordando asimismo las declaraciones realizadas por Abascal el pasado 10 de diciembre a un medio de comunicación argentino. "Habrá un momento en que el pueblo querrá colgar de los pies a Pedro Sánchez", dijo.

Los presentadores de las uvas

Los socialistas también pusieron el foco en los presentadores del acto, "María Durán e Isaac Parejo", destacando que en una entrevista que ambos concedieron en los días previos se apreciaba "la actitud con la que se preparaba el evento, que manifiesta la premeditada intencionalidad de linchamiento y odio hacia el presidente, al Gobierno y al PSOE que presidía la convocatoria".

La denuncia también resalta que durante la retransmisión "calentaban el ambiente" y momentos antes de tomar las uvas Parejo declaró: "A tomar por culo Pedro Sánchez, hijo de puta". Y cuando le preguntaron por lo que le pedía al nuevo año 2024, contestó: "Feliz año 2024, feliz año 2024 a todos, feliz 1936 para los putos rojos de mierda".