José Otero: "Voy a hacer dos cosas sobre el escenario que no se han visto antes en Eurovisión"

José Otero: "Voy a hacer dos cosas sobre el escenario que no se han visto antes en Eurovisión"

El cantante canario, que hizo las Américas para triunfar en México, participa en el Benidorm Fest con la canción 'Inviernos en Marte'.

José Otero
José OteroEuropa Press via Getty Images

José Otero tuvo que coger un avión (o varios) para triunfar en la música. El cantante canario emigró hasta México para participar en 2019 en el programa La Voz. Integrado en el equipo de Ricardo Montaner, encandiló a la audiencia con temas como el Dancing on My Own de Calum Scott, o Llegaste tú, de Luis Fonsi. Finalmente, Otero se quedó a las puertas de los cuartos de final. 

Su paso por el famoso talent le abrió las puertas de la discográfica Warner Music, sello con el que lanzó varios singles. Ahora, ha decidido volver a la patria para participar en el Benidorm Fest e intentar representar a España en Eurovisión 2023.

Y José Otero tiene todo para triunfar: una poderosa voz, magnetismo y una emocionante balada con la que recuerda a su padre fallecido. "Tu recuerdo nunca se irá porque yo nunca dejé de amarte", dice su letra.

A punto de desembarcar en Benidorm, José Otero charla con El HuffPost sobre el miedo de los eurofans a llevar una balada a Eurovisión, sus trifulcas en redes sociales con algunos seguidores y las sorpresas que se guarda para su actuación. "La parte vocal va a ser de bastante calidad y tengo todo muy medido, aunque también he dejado margen a las emociones para que haya mucha verdad", destaca.

- Estás a punto de viajar hasta Benidorm para participar en la preselección. ¿Cómo van esos nervios antes de la gran cita?

- Pues había estado muy tranquilo hasta estos últimos días. La verdad es que me estreso cada vez que tengo que darlo todo en la interpretación pero, a la vez, debo pensar en otros aspectos de la actuación. Es algo que me da un poco de tristeza, porque no nos centramos en lo que debería ser lo más importante: una voz cantando en directo. Pero tenemos todo preparado para hacer una gran actuación. 

- Tu fortaleza es, sin duda, esa voz prodigiosa que tienes. Pero también has dicho que creaste la canción pensando en la escenografía... 

- Sí, la canción está pensada para una puesta en escena en concreta. Por eso el tema tiene subidas, bajadas y parones. Me gusta decir que es una canción orbital porque voy a estar orbitando literalmente.

- ¿Vas a contar con bailarines en el escenario?

- No, voy a estar con cuatro artistas. Yo no los llamo bailarines. Son amigos profesionales de la danza que han sabido elevar la canción y llevar la puesta en escena a otro lugar. He decidido apostar por algo que se sale de mi zona de confort y ponerme a prueba.

- ¿Por qué crees que algunas personas están tan cerradas a llevar este año una balada a Eurovisión? ¿Tal vez por el éxito de Chanel el año pasado?

- Eso es un fallo y un miedo muy nuestro. La balada bien hecha puede llegar muy lejos, aunque no siempre haya dado buenos resultados para España en Eurovisión. Pero creo que la delegación que trabaja ahora el festival en RTVE hace un muy buen trabajo y eso se ha visto reflejado en el tercer puesto de Chanel. Yo creo que el resto de países nos toman ahora más en serio que antes y si llevas una buena canción y la interpretas bien, es lo que importa. No tiene nada que ver el estilo de la canción. Me parece un error descartar una canción por su género. 

- Creo que has sido el candidato más activo en redes sociales. Incluso has tenido alguna que otra 'enganchona' con algún usuario. ¿Te merece la pena?

- Me merece la pena porque nadie ha conseguido hasta ahora hacerme daño. Lo he hecho por el respeto común. Algunas personas insultan porque sí y un comentario malo puede hacerte daño. Yo creo que está bien pedir respeto en redes, pero también defiendo enfrentarse a quien sea. Hace poco alguien se atrevió a decirme que cantaba demasiado en redes. ¡Pues no consumas contenidos que no te gustan! Yo creo que los artistas deberíamos tener la responsabilidad de poner en su sitio a personas que solo quieren hacer daño. Porque si le respondo, igual la próxima vez se lo piensa dos veces y no insulta a otro artista que pueda encajar mucho peor que yo el comentario. 

- ¿Puede matar el hate el Benidorm Fest? Que haya artistas que no se quieran presentar por las críticas que pueden recibir en redes sociales...

- Por supuesto. Algún artista puede pensar que no le compensa ponerse en el foco y tener que aguantar ciertas cosas aunque su sueño sea ir a Eurovisión. Es complicado ver tu nombre relacionado con temas que casi nunca son verdad.

- Un tema muy comentado en redes sociales ha sido la entrevista en la que Aritz Aren hablaba mal de algunos de vosotros. ¿Cómo te lo has tomado tú?

- Lo de Aritz no me parece tan grave, fue su forma de expresarse. Creo que no estuvo acertado, pero no dijo nada con maldad.

- También se han hecho públicos los votos del jurado interno de RTVE que eligió las 18 propuestas participantes. ¡Y tú fuiste el tercero más votado!

- La verdad es que me quedé flipando cuando lo vi, porque no me lo esperaba. Pensaba que era mentira. Pero es importante recordar que en esa valoración no se ve la puesta en escena, no se ve el directo...  Puede ser que la delegación tuviera en su momento unas preferencias, pero ahora nos toca a nosotros defender las canciones en directo.

- En las casas de apuestas, vas el sexto. Para muchos eres el dark horse de esta edición. ¿Te ves ganando?

- Bueno, yo me presento con algo diferente. Hay dos cosas que voy a hacer sobre el escenario que no se han visto en Eurovisión.  Voy a aportar mucha realidad y me voy a sentir muy vulnerable. Desde mi humilde opinión, creo que la parte vocal va a ser de bastante calidad y tengo todo muy medido, aunque también he dejado margen a las emociones para que haya mucha verdad. 

- Cuando dices que habrá dos cosas nunca antes vistas en Eurovisión, ¿te refieres en tu puesta en escena?

- Sí. No voy a estar quieto con un micrófono y los bailarines bailando sin más. Bailamos alrededor de algo. No es ningún planeta, que la gente se quede tranquila (ríe). Es algo muy sencillo y moderno, pero efectivo.

- ¿Te imaginas ya como representante de España en Eurovisión y actuando ante millones y millones de espectadores de todo el mundo? ¿Tendrías muchos nervios?

- Fíjate que yo no siento nervios antes de actuar. A mí, subirme a un escenario me produce hasta morbo. Me cambia hasta la cara. Yo transformo los nervios en ganas y se apodera de mí algo que me hace hasta cantar mejor. No tengo miedo a los retos.