Una planta común mezclada con aceite de oliva se convierte en remedio esencial para desinflamar

Una planta común mezclada con aceite de oliva se convierte en remedio esencial para desinflamar

Se puede hacer en algo más de dos horas.

Aceite de oliva con varias especias.Getty Images

El jengibre es una planta medicinal común, que tiene numerosas propiedades rico en propiedades y vitaminas, una de ellas es la antiinflamatoria. Tal y como recoge la doctora Ana Bellón en Alimenta tu salud. Los mejores consejos de Saber Vivir (TVE) el jengibre "posee una sustancia, el gingerol, que tiene un gran poder analgésico y reduce los estados inflamatorios. Por eso puede ser un buen aliado cuando se padece dolor crónico".

De ahí que su mezcla creando aceite de jengibre con aceite de oliva, potencie sus propiedades junto con las propias del aceite de oliva. 

Según un estudio publicado en el Journal of Oleo Science, esta propiedad antiinflamatoria del aceite de jengibre prevendría cambios en la función renal que se asocian a la inflamación, al menos, eso ha demostrado en reodores, en los que podría proteger sus riñones intoxicados con cadmio. 

Otra investigación publicada en el Journal of Medicinal Food sugirió que agregar extracto de aceite de jengibre a la dieta de roedores con obesidad podría reducir el aumento de peso y los marcadores de inflamación asociados a los mismos.

En este sentido, también podría ser positivo para los niveles de inflamación articular, según una investigación de Phytotherapy Research, la aplicación de aceites esenciales, puede disminuir la gravedad y la inflamación de la artritis, pese a necesitar más estudios.

Otro de los beneficios que se encuentra en este aceite es que inhalar su vapor elimina las náuseas o podría reducir las dolencias estomacales e incluso para el corazón. 

Para elaborarlo de forma casera, basta con limpiar y pelar bien las raíces de jengibre, rallarlas, colocarlas junto a 200ml de aceite y mezclarla bien en un recipiente para horno, dejarlo a fuego lento, a unos 65 ºC durante dos horas, dejar que se enfríe y filtrarla para posteriormente almacenarla en un bote hermético. Se trata de un aceite para inhalar o aplicar de forma tópica.

Infiltrados
Un proyecto de Ikea

Cabe recordar que si se tiene alguna dolencia o se pretende introducir un tratamiento nuevo, se debe consultar con el especialista y el médico de cabecera antes de hacerlo, ya que puede tener efectos secundarios.