Huffpost Spain

Jordi Sevilla: Rajoy está siguiendo la misma política económica que Zapatero

Publicado: Actualizado:
Print Article
SEVILLA
EFE

A Jordi Sevilla se le recuerda como ministro socialista, y también por asegurar a José Luis Rodríguez Zapatero que aprendería economía en dos tardes, una frase sacada de contexto que, sin embargo, bien podría dirigir a Mariano Rajoy, ya que asegura que la táctica económica que aplican es la misma.

"Rajoy está siguiendo la misma política económica que Zapatero, al menos desde el giro que dio éste desde mayo del 2010", dice Sevilla en una entrevista a Efe, rememorando un duro plan de ajuste que incluyó la reducción del salario de los funcionarios, la congelación de las pensiones contributivas y la desaparición del cheque-bebé.

Desde entonces, según el exministro de Administraciones Públicas, "seguimos las directrices marcadas por Bruselas y por Merkel, en una estrategia que viene bien para defender los intereses de los acreedores, pero que está poniendo en riesgo las perspectivas de futuro de países como España".

El que fuera portavoz de Economía en el Congreso ha publicado La economía en dos tardes: Un manual para todos, incluidos presidentes del Gobierno, que empieza por deshacer el equívoco que él mismo coloca en el título de esta obra publicada por Deusto. Según explica, la frase captada por unos micrófonos indiscretos en 2003 se refería a la preparación del debate presupuestario frente a Cristóbal Montoro, entonces ministro de José María Aznar, y no a una visión general de la economía.

En realidad le alivió que fuera ese el fragmento de conversación que saliera a la luz, pues la discusión de fondo era su enfado por que se hubiese encargado a Miguel Sebastián la parte económica del programa electoral para las siguientes elecciones, motivo por el que llegó a plantear su dimisión a Zapatero, que no la aceptó.

LA MISMA POLÍTICA QUE ZAPATERO

Anécdotas al margen, Sevilla afirma que "todo el mundo debería tomar clases de economía y en ese sentido algunos abogamos por que se incluya la asignatura en la enseñanza obligatoria y en el bachiller".

Y del mismo modo que cree que Rajoy sigue la misma política económica que Zapatero, opina que el actual jefe del Ejecutivo debería leer su libro.

"Seguramente ayudará al presidente Rajoy a darle argumentos para proponer otras medidas, aunque no creo que el problema sea por falta de conocimientos, si no posiblemente por falta de fuerza para imponer otra política económica en Europa". Lo que debería intentarse -resalta- es un cambio de tendencia en Bruselas que permita a los países deudores crecer y generar ingresos "que es al final lo que nos va a permitir devolver la deuda, en nuestro caso mucho más privada que pública".

"Si no cambiamos la política económica de austeridad total para introducir medidas eficaces de reactivación selectiva de la economía así como una recuperación del crédito, aunque sea público, no encuentro razones para pensar que superaremos la recesión y entraremos en crecimiento en los próximos trimestres".

"BUSCAR CULPABLES NOS DEBILITA"

Preguntado sobre la responsabilidad sobre la actual recesión del Gobierno socialista del que él formó parte, tiene claro que "buscar culpables antes que ofrecer soluciones es humano, pero un grave error político" que "nos debilita como país".

"En el origen de nuestra crisis económica hemos colaborado todos: El que dio el crédito, el que lo pidió, el que construyó pisos, el que los compró, los que lo facilitaron, etc. Resumir todo eso en un chivo expiatorio nos debilita como país al no aprender de nuestros errores y evitar que pueda volver a ocurrir".

Recuerda que también Zapatero "recibió como herencia una ley del suelo que alimentó la especulación y la burbuja" y "a partir de ahí, como en todo gobierno, se hicieron cosas bien (reducir la deuda pública aprovechando el superávit presupuestario) y otras que algunos criticamos como tardar en reconocer la crisis o no abordar el problema con un pacto de Estado del tipo de la Moncloa de 1978". Un error este último que, según señala, "mantiene el actual Gobierno".

Por ello aboga por "superar el tradicional enfrentamiento Gobierno-oposición" y poner en marcha una dinámica de pactos por iniciativa del jefe del Ejecutivo.

En lo que se refiere al PSOE, Sevilla considera que "siempre es complicado cuando se pierden las elecciones y pasas del Gobierno a la oposición", pero recuerda que en 2004 esto le ocurrió al PP "que tardó incluso varios meses en consolidar a su candidato, muy cuestionado internamente en aquel momento".