POLÍTICA
05/01/2013 20:12 CET | Actualizado 05/01/2013 20:12 CET

Tres afectados por las preferentes abordan a Rajoy durante sus vacaciones en Sanxenxo

EFE

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, apura sus últimos días de vacaciones en su tierra, Galicia, pero este viernes el descanso no ha podido ser total. Tres afectados por las participaciones preferentes han conseguido hablar con Rajoy a lo largo del día para transmitirle su preocupación por la situación. La reacción del presidente, sin embargo, no dejó del todo satisfecho a ninguno.

En la mañana del viernes, dos titulares de participaciones preferentes de Novagalicia Banco, José Manuel Vázquez y Rosana Balboa, trasladaron a Rajoy, su preocupación e "indignación" por no poder recuperar su dinero. Lo hicieron en una cafetería ubicada al final del paseo de Silgar, en Sanxenxo, localidad en la que Rajoy tiene una residencia en la que volvió a pasar la noche tras participar en dos actos en Galicia -el primero en Pontevedra y el segundo en Santiago-.

Según han explicado a Europa Press Vázquez y Balboa, consiguieron acercarse hasta el presidente y éste, que se encontraba junto a otras seis personas, fue "educado" y quiso atenderlos, por lo que ordenó a sus escoltas que les dejasen acercarse a él.

"La pregunta que le hicimos fue muy clara: ¿el arbitraje va a seguir?", ha explicado José Manuel Vázquez a Europa Press. "Le pedimos unas palabras de apoyo para los compañeros, que están viviendo momentos de desesperación", ha incidido.

"NO ESTABA CONVENCIDO"

No obstante, tanto él como su compañera lamentan que el líder del Partido Popular les contestase que "no podía comprometerse a algo de lo que no estaba convencido". De este modo, y aunque agradecen que "fue sincero", ambos afectados subrayan que el hecho de que la quita "venga impuesta" por Bruselas "no es una excusa" y consideran que Rajoy debe interceder para que la devolución de los ahorros a los titulares de estos productos que fueron estafados sea efectiva.

También invitaron al jefe del Ejecutivo a visitar a otros compañeros que mantienen un encierro en la casa consistorial de Sanxenxo, pero Rajoy declinó esta invitación. Mientras Vázquez afirma que "es más cercano que el señor Feijóo, que manda a la policía encima" de los afectados, Rosana Balboa destaca que su sensación fue "que le viene todo muy grande". "El país se derrumba y él dice que está trabajando para que el arbitraje continúe, pero que no sabe... Tiene que mostrarse fuerte", concluye.

Por la noche, otro afectado por las participaciones preferentes en la comarca del Salnés abordó en un local de Sanxenxo al presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, quien le transmitió que "seguirá trabajando para resolver el problema". El encuentro se produjo en un local de ocio próximo a la vieja iglesia de la villa, adonde suele acudir el presidente que se encontraba acompañado de varios amigos.

"TOTAL, PARA NADA"

"Me acerqué a él, me identifiqué y le dije si podría darme alguna palabra de esperanza para transmitirle a mis compañeros que se encontraban encerrados. Estuvimos charlando un buen rato", expuso a Efe este afectado.

Durante el dialogo se acercó un escolta de Rajoy "pero el presidente le dijo que no era necesario que interviniera porque quería seguir hablando conmigo". "Total para nada, fue sincero, me dijo que no quería engañarme, que seguirá trabando para resolver nuestro problema pero no adquirió ningún compromiso", concluyó el afectado, quien destacó la amabilidad del presidente.

Los afectados por las preferentes que se mantienen encerrados desde el jueves en el Ayuntamiento decidieron incrementar ayer las protestas ocupando también en la sucursal de Novagalicia Banco.

ESPACIO ECO